Nokia está decidida a revivir los clásicos, los míticos, los incombustibles. En su presentación de este MWC 2018 ha habido espacio para todo, también para la resurrección del teléfono de Matrix, el 8110 que ahora llega altamente renovado, con tienda de aplicaciones y 4G incorporado.

La premisa de Nokia para lanar esto es aportar un teléfono exactamente para cada tipo de usuario en el mercado, incluso los que quieren un deslizable como este. Dispone de funciones táctiles y ofrece unas llamadas VoLTE nítidas. Pero lo mejor no es eso, ¡también incluye una versión renovada del juego Snake! Un sueño del pasado traído al presente.

Su variantes de color son el Negro Tradicional y el Amarillo Plátano. Llegará al mercado el próximo mes de mayo con un precio de 79 euros, que sin duda es hasta barato para volver a disfrutar del Snake.

Nokia 1

Además, acompañando a este segmento bajo del mercado, Nokia presenta también el Nokia 1, un terminal tan simple como el número que lo representa, pero que no pretende ser otra cosa que una solución para los que necesitan lo más básico en su dispositivo móvil.

Lo más característico de este, más allá de su llamativo aspecto y sus reducidas dimensiones, es que incorpora Android Go, la versión básica del sistema operativo de Google que, seguramente, sentará muy bien en el uso diario de este Nokia 1. Más allá de esto, quiere brillar por su aspecto desenfadado, y en este sentido ofrecerá carcasas de colores intercambiables, a un precio de 7,99 euros cada una. El teléfono se venderá a un precio de 69 euros.