En los primeros años de internet, cuando encontrabas un contenido interesante, lo guardabas en Favoritos o lo mandabas por correo electrónico.

Hoy hay cientos de opciones para guardar o compartir algo que te ha llamado la atención: Pocket, Evernote, Twitter, Pinterest, Feedly, Pulse… Incluso tu navegador te permite guardar enlaces curiosos o artículos para leerlos después.

Pero junto con los métodos para organizar, guardar y compartir cosas, la web ha cambiado mucho y del texto plano ha evolucionado al multimedia. Hoy, nos encontramos con artículos pero también con vídeos, galerías de fotografías y toda clase de contenido interactivo. ¿Cómo juntarlo para compartirlo de una sola vez agrupado en forma de historia?

Wakelet quiere responder a esta pregunta ofreciendo un espacio para compartir contenido juntando distintas piezas de la web.

Encontrar y guardar

No tenemos una única fuente de contenido. Redes sociales, blogs, portales de internet, portales de vídeo, páginas personales… Con Wakelet podemos guardarlos, al igual que permiten servicios similares como Pocket o Pulse, sin importar de donde venga o el tipo de contenido que queremos guardar (imagen, texto, vídeo).

Wakelet es accesible desde su página oficial, mediante registro o sin él, y a través de sus aplicaciones para Android y iPhone.

Además de contenido online, podemos incluir notas propias, y si usamos las aplicaciones móviles, añadir contenido es tan simple como dar en el botón de Compartir y elegir Wakelet.

Dando forma a tu historia

El primer pilar de Wakelet lo tenemos más o menos disponibles en servicios similares, como los ya mencionados antes. Pero donde destaca es en su segundo pilar, en dar forma a tus historias o colecciones a partir del contenido que has encontrado en la web.

Mientras que Pinterest y similares facilitan el compartir contenido del mismo tipo, como galerías de imágenes o enlaces sueltos, Wakelet nos ayuda a unificar contenido dispar en una misma colección.

Tan simple como dar un título y una descripción a la colección, incluir una imagen descriptiva y empezar a añadir contenido, que podemos reordenar siempre que queramos.

En este sentido, a partir de material independiente, podemos crear una nueva historia combinando elementos como imágenes, vídeos, notas propias o enlaces de interés.

Otra opción interesante que proporciona Wakelet es la posibilidad de crear y confeccionar colecciones en solitario o con tus amigos o contactos.

Compartir

La tercera gran característica de Wakelet es la de compartir nuestras colecciones con otros usuarios de este servicio o a través de redes sociales a través de un enlace.

Las colecciones pueden ser privadas, para uso personal o en colaboración con otros, o públicas, que serán accesibles desde el buscador de Wakelet y desde su pantalla principal en las versiones móviles.


Así, no sólo daremos a conocer el contenido que más nos ha gustado de YouTube, Twitter o de la web en general. También encontraremos contenido que ha llamado la atención a otros usuarios, que además podemos seguir.

Poniendo algo de orden al caos

En internet está todo o prácticamente todo. Es una afirmación que hemos escuchado muchas veces y que no anda desencaminada. Pero precisamente por ser cierta, nos encontramos saturados de contenido y no siempre tenemos acceso a contenido de calidad o que nos sea útil.

Herramientas como Feedly o Pulse nos ayudan a procesar, guardar y compartir contenido de interés. En el caso de Pocket y similares, podemos organizar material para consumirlo con tranquilidad más adelante.

Wakelet se coloca entre ambos mundos, ofreciendo un punto de encuentro donde publicar contenido de muchas fuentes para consumo propio o para que los demás lo conozcan.

👇 Más en Hipertextual