DJI, el fabricante de drones con mayor cuota de mercado, presentó este jueves la solución AeroScope, un nuevo producto con el que la compañía busca dar respuesta a las múltiples preocupaciones sobre privacidad y seguridad que este emergente sector causa a la sociedad y los reguladores.

AeroScope es, muy resumidamente, un sistema de seguimiento y monitorización que permite vigilar y controlar en tiempo real los drones que sobrevuelan una determinada zona. Un escenario de uso real, según explicó la compañía, sería un festival de música, un partido de fútbol o incluso un aeropuerto. Escenarios muy concretos en los que la seguridad —y, en menor medida, privacidad— se convierte en un asunto fundamental.

Un sistema de seguimiento y monitorización que permite vigilar y controlar en tiempo real los drones que sobrevuelan una determinada zona.

Esta solución se oferta en dos formatos diferentes: una versión portátil y una fija. La autonomía de la versión portátil ronda las 3 horas, y el alcance es de 5 kilómetros. En la versión fija, el alcance es el mismo y la autonomía ilimitada.

Ambas versiones pueden conectarse a un servidor privado para generar historial de monitorización permanente. En ese historial se registran todos los datos relacionados con el drone: ruta de vuelo, número de serie, modelo de drone, etc. En un futuro, este sistema también podría ofrecer información sobre los pilotos, los permisos correspondientes y la razón por la que este drone está sobrevolando la zona.

Toda esta información puede ser controlada en tiempo real a través de una pantalla táctil, que en la solución portátil ya está integrada. Dicha pantalla, además de reflejar la localización del drone y sus diversos identificadores, también representa los movimientos del mismo en un mapa.

AeroScope no requiere conexión a internet permanente.Ninguna de las soluciones requiere conexión permanente a internet para su correcto funcionamiento. Para obtener parámetros como la latitud, longitud o el número de serie del drone, DJI hace uso de un canal de comunicación ya existente en el drone, el cual opera en frecuencias radioeléctricas similares a las del Wi-Fi. Si se dispone de conexión a internet, eso sí, también se ofrecerá un mapa

DJI ha hecho un gran énfasis en la amplia compatibilidad de este sistema. La compañía busca, con este producto, dar un paso hacia delante en la definición de un estándar, razón por la que ha trabajado en tres vías de comunicación diferentes:

  • Drones de DJI. Representan el 65% de los drones comerciales actuales. Todos ellos ya integran esta serie de tecnologías y se comunican sin ninguna dificultad con las estaciones base de AeroScope.

  • Drones Wi-Fi. La tecnología AeroScope opera sobre las mismas frecuencias que la red Wi-Fi. Gracias a ello, cualquier otro drone (independientemente de su fabricante) que trabaje con estas frecuencias podría trabajar con AeroScope tras una simple actualización de firmware. Este conjunto, según estimaciones de DJI, representa el 25% del total de drones actuales.

  • El resto de drones. Para el resto de equipos, DJI ofrecerá un pequeño módulo que, una vez conectado al equipo, le permitirá comunicarse con las estaciones base de AeroScope.

Esta diversidad de opciones para trabajar con AeroScope cumple un requisito imprescindible: hacerlo asequible e invisible. Para los fabricantes de drones, integrar el soporte para AeroScope es relativamente sencillo dado el funcionamiento sobre frecuencias Wi-Fi. Para los operadores, por su parte, el proceso no implica un mayor desembolso ni la implementación de un componente extra.

Disparos finales sobre el sistema AeroScope:

  • ¿Quién podrá comprar AeroScope? Nadie. Por el momento, AeroScope está solo podrá ser usado por autoridades y organizaciones reguladas. Actualmente se están desarrollando pruebas piloto en aeropuertos y ya se pudo probar en las celebraciones del 4 de julio en Estados Unidos.

  • ¿Qué precio tiene? La compañía no ha definido el precio del producto, pero asegura que su objetivo no es obtener grandes beneficios con este sistema. Insisten en que su negocio se basa en la venta de drones, y AeroScope no es más que un producto complementario que enriquece al ecosistema y facilita futuras regulaciones.

  • ¿Es seguro? ¿Se puede hackear? Todos los sistemas y parámetros que utiliza AeroScope están embebidos en el propio drone. No hay un chip que pueda desactivarse o retirar de la placa base. Por esa razón, la compañía muestra una gran confianza en su sistema.

  • ¿Qué busca DJI con este producto? Más allá de ofrecer una solución válida para el control y la monitorización de drones, DJI busca ir un paso por delante de los reguladores, que aún no han definido una normativa estable y uniforme sobre la monitorización y actuación de drones.

  • ¿Cuáles son los casos de uso? Actualmente, los casos de uso serían los aeropuertos, festivales, conciertos, eventos deportivos, etc. No obstante, la compañía reconoce que las estaciones fijas podrían ser utilizadas por las autoridades para hacer seguimiento permanente de los drones que sobrevuelan determinadas áreas de una ciudad. En este último caso, AeroScope podría ser de gran utilidad para combatir el uso ilegal de drones (terrorismo, proteger la privacidad de los usuarios, etc.).

  • He detectado un drone, ¿ahora qué hago? AeroScope no ofrece una comunicación bidireccional entre la estación base y el operador del drone. Si el propietario del sistema detecta un drone no identificado realizando acciones ilegales, este podrá ponerse en contacto con las autoridades correspondientes para tomar las medidas pertinentes.

  • ¿Cuál es la latencia? Según DJI, menos de un segundo en ambas estaciones base.

  • ¿Cuándo se podrá usar? Los drones de DJI ya se comunican con todos los sistemas AeroScope. Ninguno es una excepción. No es necesario actualizar el firmware.

  • ¿Por qué utilizar este sistema y no optar por una monitorización permanente de todos los drones? En DJI creen que también es necesario proteger la privacidad de los operadores y el uso que estos hacen de sus productos. Por ello, AeroScope está pensado para usarse en zonas sensibles y no de forma permanente.

  • ¿Se proporcionan detalles de la base de datos de DJI? Cuando se hace uso de la aplicación DJI Go, el usuario debe introducir datos personales como el país de residencia, la dirección de correo electrónico o su nombre. La compañía no revela esta clase de datos en el sistema AeroScope. No obstante, su un proceso judicial lo requiere, DJI sí proporcionaría todos los datos necesarios.