El trébol es el nombre vulgar que agrupa a más de 250 especies del género Trifolium. Esta hierba se caracteriza por presentar generalmente tres hojas, aunque excepcionalmente es posible encontrar tréboles de cuatro hojas. La planta también es el símbolo de Irlanda y de su festividad nacional, el Día de San Patricio, que se celebra anualmente cada 17 de marzo. Pero, ¿por qué el trébol acompaña la conmemoración irlandesa, que se ha extendido por todo el planeta?

El 17 de marzo se recuerda la muerte de San Patricio, cuyo verdadero nombre era Maewyn Succat. Aunque las fechas sobre su vida son inciertas, el personaje es reconocido como un misionero muy activo en la isla durante la primera mitad del siglo quinto de nuestra era. Fue en Irlanda donde San Patricio predicó el catolicismo, evangelizando a la población.

Cuentan que en el mismo lugar donde se localiza actualmente la catedral de Dublín, el santo bautizaba a los feligreses con agua de un pozo sito en esa zona. San Patricio utilizaba, según la historia que ha llegado hasta nuestros días, un trébol para explicar el misterio de la Santísima Trinidad. Con esta planta, el santo mostraba el dogma central de la religión cristiana, que dictamina que "el Padre es Dios, el Hijo es Dios y el Espíritu Santo es Dios, y sin embargo no hay tres dioses, sino un solo Dios".

La festividad religiosa para honrar la muerte de San Patricio ha llegado hasta la actualidad. De ahí que el color verde sea también la tonalidad escogida en las celebraciones del 17 de marzo. Otro de los símbolos de la conmemoración son las serpientes, ya que según la leyenda, el santo fue capaz de ahuyentar a estos reptiles de la isla. Sin embargo, la evidencia científica desmiente la explicación religiosa.

Cuando estos animales surgieron, Irlanda era una isla sumergida bajo las aguas, como explican desde Naukas. Cuando el país ya era tierra firme, la ausencia de reptiles se explica porque las serpientes no pueden cruzar el océano. En el caso de Reino Unido, sin embargo, la isla británica se encontraba unida a grandes masas de tierra, lo que explica que los animales poblasen el territorio, a diferencia de lo que sucede en Irlanda.

Para conmemorar la festividad de San Patricio, muchos irlandeses saldrán hoy a celebrar la fecha con símbolos que representan tréboles y serpientes. El festejo se ha extendido por todo el planeta, una conmemoración que se recuerda este año con una ola verde por la que muchos edificios oficiales a nivel internacional lucen esta tonalidad. El Día de San Patricio es un buen momento para recordar una tradición de origen religioso y las leyendas que aún circulan sobre este personaje.