El denominado Estado Islámico se atribuye la autoría del atentado de Londres, según un comunicado publicado por la agencia Amaq, cercana al grupo yihadista. DAESH no ha ofrecido el nombre del atacante que ayer atropelló a una multitud en el puente de Westminster y apuñaló a un policía a las puertas del Parlamento. El grupo terrorista islámico reivindica la responsabilidad del atentado y describe al asaltante como un "soldado del Estado Islámico".

Minutos antes, el Gobierno británico había comunicado la identificación del terrorista en sede parlamentaria. Theresa May señaló que el atacante era un ciudadano de origen británico fichado por los servicios de inteligencia por antecedentes de "extremismo violento". El hombre no era un objetivo central de las fuerzas de seguridad, dado que formaba parte de la red de más de 3.000 personas que se encuentran en el radar de Scotland Yard o MI5, pero que no pueden seguirse materialmente a diario, según informa El País. Posteriormente, la Policía británica ha comunicado que el terrorista era Khalid Masood, un ciudadano nacido en Kent (Reino Unido) hace 52 años.

La primera ministra británica también comentó en la Cámara de los Comunes que el asaltante había actuado solo inspirado por el terrorismo islamista. Las operaciones policiales continúan para aclarar el atentado de Londres, que ha provocado cinco muertos y 29 heridos confirmados por el momento. Las fuerzas de seguridad han detenido a ocho personas en Birmingham, la ciudad donde parece que fue alquilado el vehículo utilizado en el atropello.

Sobre las 14:40 h de la tarde, un todoterreno embistió contra múltiples personas que se encontraban en el puente de Westminster. El vehículo aparcó junto al Parlamento británico, donde el terrorista apuñaló a un policía segundos antes de ser abatido a tiros por los guardias de seguridad. Ambos fallecieron poco después. La primera ministra Theresa May calificó el suceso como "repulsivo y depravado ataque terrorista", que ha golpeado de nuevo el corazón de la capital británica. El Gobierno ha incrementado el número de policías en las calles londinenses, mientras las autoridades de otros países han condenado el ataque y han mostrado su solidaridad con las víctimas del atentado de Londres.

👇 Más en Hipertextual