En vísperas de la Segunda Guerra Mundial, Nicholas Winton planeaba ir de vacaciones a Suiza. Cambió de parecer y se decidió por visitar Praga con el objetivo de ayudar a su amigo Martin Blake que se encontraba prestando servicio para la Asociación Británica de Refugiados.

Los alemanes invadían Checoslovakia en ese momento, por lo que cientos de familias judías huían despavoridas lejos del conflicto. Holanda era el principal obstáculo en el camino hacia Gran Bretaña. Habían aceptado a miles de refugiados, pero estaban a punto de cerrar sus fronteras. Los oficiales encargados de este proceso enviaban a los judíos que encontraban de vuelta a Alemania, a pesar de que los horrores de la Kristallnacht ya eran bien conocidos.

Sin embargo, con la ayuda del Gobierno Británico, Nicholas se las arregló para encontrarles familias adoptivas a seiscientos sesenta y nueve niños judíos. Muchos de los padres de dichos infantes morirían en el campo de concentración de Auschwitz. Además, cientos de niños judíos refugiados perecieron antes de que Winton pudiera encontrarles familias.

Lamentablemente, en el Holocausto no existían los finales felices.

Durante cincuenta años, pocos conocieron las heroicas hazañas del inglés. Su humildad en estos asuntos ha sido documentada en cientos de artículos y videos. En mil novecientos ochenta y ocho, su esposa descubrió un libro de recortes lleno de fotografías de los niños a los cuales Nicholas les salvó la vida, junto con sus respectivos nombres.

Esta le entregó el material a Elisabeth Maxwell, una experta en el Holocausto que se encargó de ubicar a los individuos. Luego de haberlos encontrado a casi todos, se organizó un episodio de That’s Life para que estos asistieran y le dieran las gracias a su salvador.

Lo interesante es que Nicolas Winton no tenía la más mínima idea de que los sujetos del público eran los mismos niños que había salvado de los nazis. Su reacción al ser informado de este hecho es increíble.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.