Timothy Neesam (GumshoePhotos)

El sistema educativo en México necesitará un lavado de cara y nuevas tácticas después de los resultados del Programa Internacional de Evaluación de Estudiantes (PISA) de 2015.

El informe, presentado este martes en Londres, afirma que México se encuentra muy por debajo del promedio en lectura, ciencias y matemáticas en comparación con los 34 países que conforman la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE).

En los tres campos, México obtuvo 416 puntos frente a los 492 de los otros países. Además, en estas tres áreas, "menos del 1% de los estudiantes en México logran alcanzar niveles de competencia de excelencia", agrega el documento.

En ciencias, la República se encuentra en la última posición de la OCDE, ya que después aparecen países que no forman parte de la organización como República Dominicana, Argelia o Kosovo.

El titular de la Secretaria de Educación Pública, Aurelio Nuño Mayer explicó en en El Universal:

Obviamente, nadie en México, no solamente el Secretario de Educación, nadie se puede sentir satisfecho con estos resultados ni con el sistema educativo que tenemos. Precisamente por eso se ha hecho una reforma educativa. Si tuviéramos resultados satisfactorios, no se habría hecho una reforma

La reforma educativa propuesta por el presidente mexicano Enrique Peña Nieto provocó protestas masivas de maestros en estados como Chiapas, Oaxaca y Ciudad de México. Los profesores piensan que esta nueva ley los culpabiliza del rezago educativo en el país y que va frontalmente en contra de los sindicatos, la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE).

El informe de PISA de 2015 pone de relieve que el 11% de la variación del rendimiento en ciencias es atribuible a las diferencias socioeconómicas de los estudiantes.

Los estudiantes en desventaja socio-económica tienen más del doble de probabilidad que pares más aventajados socio-económicamente de no alcanzar el nivel de competencia básicos en ciencias

Positivamente, el rendimiento de México en matemáticas ha aumentado 5 puntos cada 3 años entre 2003 y 2015.

En lectura, los jóvenes mexicanos de 15 años tienen una diferencia de más de 70 puntos por debajo de Portugal y España, y entre 15 y 35 puntos por debajo de los estudiantes de Chile y Uruguay, pero se sitúan por encima de los estudiantes de Brasil, República Dominicana y Perú.

México invierte 27.848 dólares al año en educar a cada estudiante entre 6 y 15 años. Este nivel de gasto supone un 31% del promedio de la OCDE.

Singapur obtiene mejores resultados que el resto de los países del mundo en la última encuesta PISA de la OCDE, seguido de Japón, Estonia, Finlandia y Canadá.

El Programa Internacional de Evaluación de Estudiantes valoró el conocimiento de 540.000 estudiantes de 15 años de 72 países en el ámbito de la ciencia, la comprensión lectora y las matemáticas, así como la calidad, la igualdad y la eficiencia de los diferentes sistemas educativos.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.