Tomando en consideración su periodo de nacimiento (aunque hay quienes dicen que son los nacidos entre los 80 y 90, y otros afirman que entre 1980 y el 2000) los millennials son quienes nacieron después de 1980 hasta mediados de 1990 y han sido identificados como la primera generación nativa digital, como aquella que domina diversos dispositivos y aplicaciones móviles y la que socializa como ninguna otra generación, entre otras cualidades más. Sin embargo, en México aún existe el inevitable aspecto de la brecha socioeconómica y cultural entre los diversos sectores de la sociedad, lo cual parece dibujar algunas apreciaciones positivas tan sólo como utopías.

En México, todos los millennials son iguales

Primordialmente en el ámbito mercadológico cuando se habla de millennials se generaliza al decir que toda esta generación utiliza redes sociales y aplicaciones móviles para socializar, informarse, asociarse con marcas y realizar compras en línea, pero de acuerdo con el estudio “Cultura financiera de los jóvenes en México”, realizado por Banamex y la UNAM, tan sólo el 2% de este grupo hace referencia a tener una tarjeta de débito y un minúsculo 1% a una tarjeta de crédito.

Robyn Beck

En el mismo sentido de la separación de niveles socioeconómicos se observó que la forma de pago principal es en efectivo en un 95%,y en el tema del ahorro la diferencia además de ser monetaria se relaciona con las intenciones de fondo, ya que en niveles socioeconómicos AB, 77% manifestó ahorrar algo de sus ingresos, y en sectores más bajos sólo fue del 34%, esto con objetivos completamente distintos, ya que mientras niveles socioeconómicos altos y medios (AB y C+) indicaron ahorrar para comprar algo, hacer un viaje y juntar dinero, en niveles socioeconómicos bajos (C y menor) manifestaron “tener un guardadito” para cualquier eventualidad, lo cual refleja de manera transparente que el aspecto económico marca de fondo una diferencia entre hábitos y preferencias en la misma generación del milenio.

No importa el futuro, sino el camino

Lo cierto es que cualquier joven sin importar a qué generación pertenezca, en México no existe un hábito y planeación del retiro de la vida laboral, sin embargo en el caso de los millennials carecerán de algo que en generaciones anteriores se tenía de alguna manera controlado y es el fondo de ahorro que existía a través de instituciones como el Seguro Social o incluso por ley las empresas daban una pensión luego del tiempo de antigüedad requerido del trabajador.

La frase: lo importante es el viaje, no el trabajo es algo que se ha considerado como una de las características esenciales de los millennials, lo cual se vio reflejado en el estudio "Las carreras de los millennials 2020" al indicar que el 85% de los encuestados manifestaron que menos de dos años es la cantidad “correcta” de tiempo para permanecer en un mismo puesto de trabajo de lo contrario se cambiarían a otro de no ser promovidos, incluso hay quienes aseguran que esto es un reflejo de ser una generación orientada al trabajo duro y nuevos retos.

No obstante, y de acuerdo con el estudio “Cultura financiera de los jóvenes en México” 61% de los jóvenes reconocieron no haber pensado en ahorrar para su retiro, incluso a pesar de que ellos mismos consideran trabajarán más tiempo de su vida que sus padres, lo cual hace ver un panorama complicado para el futuro de la generación que hoy por hoy son casi 30 millones de seres humanos, es decir una cuarta parte de la población mexicana, de acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) y la cual parece no vislumbrar una vejez sin complicaciones económicas.

Todo millennial lleva un Zuckerberg en el interior

Figuras como Mark Zuckerberg o Steve Jobs, quienes son estandarte del éxito comercial al grado de ser referencias de los millennials en todo el planeta, envían el mensaje de logro del éxito sin necesidad de estudios profesionales, representan algo que en México es más cercano a la utopía que a una realidad, porque si bien existen infinidad de personas que han tenido logros apenas con estudios de primaria o secundaria, lo cierto es que hay factores que los millennials no están considerando, como el trabajar más de las 40 horas que en diversos estudios han manifestado están dispuestos a realizar, tener una cultura de ahorro y, otro factor importante que no depende directamente de un joven, es lo relacionado a las carreras que están dispuestos a estudiar según diversas encuestas como Silvicultura, Manufactura y procesos, Tecnología y medioambiente además de las relacionadas con la tecnología las cuales en México aún son poco ofertadas en diversas universidades.

Aunado a esto y de acuerdo con el estudio de Manpower Group, alrededor del 80% de los millennials mexicanos considera tomar recesos de más de cuatro semanas a lo largo del camino, lo cual hace creer que el éxito y los tipos de empleo que en México se ofrecen a personas sin educación profesional no coincidirán con un resultado económicamente exitoso, ya que en el sector laboral por año de trabajo se otorgan por ley tan sólo seis días de descanso en el primer año y si recordamos que un millennial tampoco está dispuesto a permanecer en un empleo por más de dos años esto se convierte en una utopía más.

Política para millennialls

Diversas fórmulas y partidos políticos de México han realizado acciones, en algunos casos arriesgadas y en otros más conservadoras, para atraer el voto y sobre todo la lealtad de los millennials que ya representan alrededor del 37% del padrón electoral. Sin embargo, ni los candidatos ni gobernantes jóvenes han logrado enganchar y mantener la credibilidad de sus proyectos de la generación que parece no creer en algo sin que se lo demuestren.

Y es que a pesar de que Rubén Vázquez, profesor en la FES Aragón UNAM y colaborador de Forbes, indicó que en 2015 la elección de dicho año la decidirían 24 millones de votos de este sector considerados como el grupo poblacional más numeroso en la lista nominal, la mayor parte de ellos no contaban con una orientación política definida, es decir que los rostros "renovados" de los partidos políticos de antaño de cualquier color y tendencia ideológica, han dejado sin opciones a los millennials que debido a las diferencias socioeconómicas abismales aún no han logrado captar su lealtad simple y sencillamente por enviar un mensaje genérico a una generación distante de la política tradicional.

Los millennialls mexicanos aún sin ser comprendidos

Hay quienes aseguran los millennials son "egocéntricos, narcicistas y sin miedo ni prejuicio a la mirada pública", pero quien recuerde lo que decía Aristóteles sobre la juventud sabrá que esta característica no es propia de una generación sino de una etapa de la vida del hombre: la adolescencia y juventud.

Porque más allá de enlistar las utopías en las cuales están sumergidos los millennials en México, lo cierto es que también tienen características de poder como ninguna otra, y es que ahora la inclusión del sector femenino joven va más allá de un deseo, porque las mujeres de esta generación se perciben a sí mismas iguales a los hombres, son jóvenes quienes, con base en el estudio realizado por Deloitte, quieren que las compañías cambien su propósito, es decir consideran que deben medir su éxito menos enfocado en utilidades, y más orientado en la diferencia que hacen para la sociedad, así es como sólidamente se manifiesta una generación que, sin miedo, mantiene y no se sosiega ante los intereses empresariales sin espíritu humanista.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.