La zona con forma de "corazón" que presenta Plutón cuenta por fin con una explicación. Esta región, fotografiada por la sonda New Horizons de la NASA, recibió el nombre de Tombaugh Regio en honor al descubridor del planeta enano, Clyde Tombaugh. Un estudio publicado en la revista Nature sugiere ahora un mecanismo por el que esta región está cubierta de espectaculares glaciares de nitrógeno.

El equipo de la Universidad de París ha explorado la planicie Sputnik Planum, situada en el interior del "corazón" de Plutón. Esta zona causó una verdadera sorpresa entre los investigadores de la NASA cuando fue descubierta, dado que presenta una extraordinaria "juventud geológica". Según las estimaciones realizadas, su superficie podría contar con una edad menor a los 10 millones de años.

La mayor parte de zonas heladas desaparecerán

Las imágenes obtenidas por New Horizons durante su sobrevuelo indican que la llanura está compuesta principalmente de nitrógeno y, en menor proporción, de metano y de monóxido de carbono. Pero, ¿cómo se convirtió esta región de Plutón en una superficie helada? Investigaciones anteriores apuntaban que las bajas temperaturas del planeta enano eran suficientes para que el nitrógeno se encontrase en estado sólido, formando parte de los glaciares que recubren el "corazón helado".

En este nuevo estudio, el grupo de Tanguy Bertrand ha realizado diferentes simulaciones para comprender la distribución de compuestos volátiles sobre Sputnik Planum. Su modelo, que abarca 50.000 años terrestres, ha servido para determinar un factor clave y desconocido en la distribución del nitrógeno: la inercia termal estacional (TI, en inglés). Según sus estimaciones, si existe una elevada TI se formarán bandas de hielo permanente en las regiones más ecuatoriales. Por el contrario, en el caso de una baja TI, se observarían fluctuaciones estacionales.

Tras analizar la influencia de la topografía y la orografía en la formación de las regiones heladas, los científicos apuntan que el fenómeno también se ha observado en Marte. En particular, el artículo en Nature señala que las características de Sputnik Planum se explican por la latitud y la profundidad del "corazón" helado. Así, sus simulaciones descartarían la posibilidad de grandes reservorios de nitrógeno en el interior de la planicie. Asimismo, los investigadores comentan que no se formarían depósitos de monóxido de carbono puro, sino que este compuesto se mezclaría con el nitrógeno helado. Este análisis es coherente con las observaciones realizadas por New Horizons durante su sobrevuelo.

El modelo publicado hoy sobre el origen del "corazón" de hielo de Plutón también señala que el metano es "atrapado" muy lentamente en la llanura de Sputnik Planum. Esta hipótesis coincidiría con la existencia de una atmósfera que apenas presentara este compuesto orgánico. A pesar de ello, el equipo francés admite que los ciclos de metano son demasiado complejos y que deben ser estudiados en detalle en el futuro. Los glaciares en el interior de Tombaugh Regio, por tanto, pueden ser explicados por una mezcla de factores atmosféricos y características de la superficie. De acuerdo con sus conclusiones, la mayor parte de zonas heladas del "corazón" de Plutón deberían desaparecer en la próxima década.