Dinamarca bate el récord en producción de energía eólica

Aunque dos de los grandes parques eólicos del país están "desconectados", esto no ha impedido que Dinamarca se anote 2015 como el año que batió el récord produciendo energía renovable a base de viento. Con nada más y nada menos que un 42% de la energía producida en todo el país, el pasado año se tornó en algo digno de mención para Dinamarca. Un país que cuenta con una historia inusual en producción en energías renovables, especialmente en energía eólica.

Batiendo récords en energía eólica

Lo cierto es que esto no es nuevo para Dinamarca. El país ya batió el récord en 2014. Sin embargo, en 2015 han incrementado un 3% la producción con respecto al año pasado. Esto se debe en parte, según explican desde el ministerio, a que ha sido un año especialmente ventoso. Porque, además, lo han conseguido a pesar de no contar con la producción de dos de sus mayores parques eólicos. Aunque eso no es problema para los más de 2.400 parques eólicos disponibles en el país. Dinamarca es casa de las dos empresas que comenzaron a explotar la energía del viento. Así nos lo explica para Hipertextual Rubén Lijó, Ingeniero Eléctrico especializado en integración de energía eólica en red, quien nos cuenta cómo Bonus y Vestas fueron dichas compañías. "Vestas es ahora el mayor fabricante eólico del mundo, seguido de cerca por otras como Siemens, General Electric o la española Gamesa", comenta. "Dinamarca siempre ha sido un referente en este sector".

Dinamarca tiene una necesidad aproximada de unos 3500 MW y tienen unos 5000 MW de potencia eólica instaladaSegún explican desde el ministerio, actualmente Dinamarca está sobreproduciendo un 16% de energía gracias a sus parques eólicos. Esto les permite vender el excedente y comerciar con países vecinos. Para que nos hagamos una idea, las dos regiones danesas de Jutland y Funen produjeron durante el pasado año unas sesenta veces más energía que las que toda su población es capaz de consumir. El dos de septiembre, indican desde el ministerio, el país, gracias a la alta generación eólica, no necesitó generar potencia en centrales térmicas convencionales, salvo una pequeña aportación de ciclos combinados. "Dinamarca necesita en torno a 3500 MW y tienen 5000 MW de potencia eólica instalada", explica Rubén, "Tienen una potencia eólica instalada sobredimensionada a propósito".

¿Por qué no el 100%?

Por poner un ejemplo concreto, España no sería capaz de producir el mismo porcentaje de energía eólica que Dinamarca. "En España nos faltaría espacio si quisiéramos producir el 42% de nuestra demanda... pero no nos quedamos atrás con nuestro 23% para lo grande que es el sistema" explica Rubén mientras analiza la situación de Dinamarca. España es el cuarto país del mundo que más eólica produce, solo por detrás de China, Estados Unidos y Alemania que ya tenía tradición eólica, nos comenta el ingeniero. Pero claro, estamos hablando de producción neta y no de producción relativa. "La clave de Dinamarca es que tienen un sistema eléctrico relativamente pequeño por su pequeña población".

El plan energético danés busca para 2050 que el 50% de su demanda energética se cubra con energía eólica, dejando las centrales convencionales fuera de la ecuación. "En esa línea, han apostado por la eólica desde hace décadas hasta tener en la actualidad la mayor penetración eólica (potencia eólica producida en relación a la potencia total del sistema eléctrico) del mundo" explica Rubén. Pero si son 1500 MW más de energía eólica, los que realmente son capaces de producir, ¿por qué no depender al 100% de la energía eólica?

El resto del mix energético de Dinamarca está compuesto en la actualidad por centrales de combustibles fósiles, con la participación de solo el 5% en energía solar y otras renovables, e importaciones de países vecinos (fundamentalmente de las hidroeléctricas noruegas). La cuestión está en una energía que no siempre se puede producir, por cuestiones meteorológicas, y tampoco se puede almacenar. Inyectar a la red eléctrica supone que la energía debe estar siempre disponible según las necesidades de la red. "Hasta que se consigan gestionar adecuadamente las renovables que tengan participación en el sistema eléctrico de forma que no afecte la variabilidad del recurso a la disponibilidad de la energía" responde Rubén a la pregunta, "el objetivo 100% renovable seguirá siendo inasumible". Mientras tanto, Dinamarca nos acerca cada vez más a ese objetivo con su fuerte inversión en el sector de las renovables, innovadoras investigaciones en mejora de su rendimiento y gestionabilidad; una apuesta decidida por un cambio de modelo que tienda hacia la sostenibilidad.

hazte socio

Recomendados