Después de una prueba piloto con libros, como suele ser el *modus operandi* de la compañía, **[Amazon entra de lleno a México](http://amazon.com.mx)** comercializando artículos físicos y virtuales dentro de la categoría de electrónica, deportes, hogar, cocina, relojes, salud, belleza, cuidado personal, software, música, películas, series de TV y videojuegos.

Se espera que **Amazon en México** opere de la misma forma en que lo ha hecho en otros países como España, es decir:

* Incrementando inventario y categorías a medida que la demanda sea suficiente.
* Inician con una bodega local, para productos de mucha demanda.
* Envío gratuito en 1 semana, opción a recibir en 2 a 3 días o al día siguiente con costo.
* Si el pedido es de $599.99 pesos o más, el envío es gratis. Se recibirá en 3 a 5 días hábiles.
* Es posible comprar productos y después obtenerlos en puntos de recolección por si la persona no está en casa u oficina

Amazon abrió una bodega local en Cuautitlán Izcalli de un tamaño de serán 65 mil metros cuadrados. También tercerizarán parte de espacio a [Prologics](http://www.prologis.com/en/platform/americas/mexico.html), una empresa de almacenamiento y logística.

Se espera que en unas semanas o meses **Amazon** introduzca tres programas muy populares en sus operaciones:

1. **Amazon Premium**: que por una anualidad baja el cliente frecuente puede hacer compras siempre con envío gratuito. En el caso de España inicialmente el tiempo de recepción del pedido era de dos a tres días. Recientemente es gratuito para un día.
2. **Referidos**: un programa que permite que cualquier persona pueda recomendar cualquir producto dentro de la tienda y si se hace la venta, se lleva una comisión
3. **Marketplace**: Permite que particulares o empresas pequeñas puedan usar a Amazon como plataforma para vender sus propios productos.

Amazon entra al mercado de retail por e-commerce mexicano prácticamente sin competencia, siendo Linnio la única que pretende competir, pero que por sus inmensos y constantes problemas de operaciones y logísticos, dudamos mucho que realmente sean un problema. Tal vez de quien Amazon deberá preocuparse, con el tiempo, es del grupo Carso y un esfuerzo real por medio de **Sanborns** de competir en comercio electrónico.

También en Hipertextual