Continuamos con las adquisiciones de compañías. En esta ocasión, Google ha comprado Spider.io, una startup de ciberseguridad con base en Londres dedicada a detectar fraudes en la publicidad online. Con esta tecnología, se puede conocer cuándo detrás de un click hay un usuario real y cuándo hay un "robot" (o persona contratadas para ello).

Google lo acaba de anunciar en un artículo, aunque no han querido revelar los detalles económicos de esta adquisición. Afirman que usarán el sistema desarrollado por Spider.io para detectar aquellos clicks que se hacen en la publicidad que se muestra en los vídeos.

Incluyendo la experiencia de Spider.io en nuestros productos, podemos escalar nuestros esfuerzos para eleminar a los malos actores y mejorar todo el ecosistema digital.

Es obvio que es un tema muy importante para Google y buscarían garantizar a los anunciantes que los clicks que llegan por medio de la publicidad son personas interesadas. Ya que, de otro modo, estarían pagando grandes cantidades de dinero por "visitas fantasma" y que no le aportan ningún beneficio real.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.