Cuando Microsoft presentó la versión de su sistema operativo que sería el sucesor del exitoso Windows 7, con toda la responsabilidad que eso suponía, lo anunció como "el futuro de Windows"; una nueva interfaz que llevaba la experiencia de usuarios a otros niveles, mucho más allá del teclado y ratón, hacia esa innegable era Pos-PC (o "Plus-PC", como a veces me gusta llamarla) que se avecina.

Su propuesta fue Windows 8, con una interfaz de usuario llamada "Metro" por aquel entonces, que hoy es conocida como "Moder UI", la cual era totalmente distinta a lo que acostumbrábamos ver en nuestros escritorios. Un dashboard lleno de pequeños cuadros (o "tiles") que cada uno nos dirige a una aplicación distinta, y que primeramente separó la experiencia en un computador con Windows en dos mundos distintos.

Sí, estoy de acuerdo en que los inicios de Windows 8 fueron muy turbios, e incluso muchos lo comparan con el infame Windows Vista (aunque a mi parecer, no lo merece); pero en Windows 8.1 mejoró muchas facetas que criticaban, aunque no sin darse uno que otro giro de 180 grados a lo que para Microsoft era el "pasado".

Y los cambios que más bien parecen arrepentimientos no dejan de darse. Hoy, Verge reporta que se viene otro gran cambio en Windows 8.1 con su primera actualización, "Update 1", que está en pleno desarrollo y se estima llegará a finales del primer trimestre del año: los computadores con Windows 8.1 iniciarán en modo escritorio por defecto, dejando relegada a la interfaz Modern.

¿Es esto necesario?

No. Así de sencillo. Dejar de lado por completo la interfaz Moderna puede ser un grave error que primeramente perjudicará al ecosistema que ha nacido, basado en esta UI. ¿Acaso no han notado que tanto Windows Phone, como Xbox, y claro, Windows para PC y tablets, se basan en el mismo concepto? Los odies o los ames, hasta ahora Modern UI y sus tiles eran el futuro de todos los productos de Microsoft, un ecosistema con sentido y razón de ser.

fin de soporte de Windows XP
Caco Oportot en Flickr

La razón por la que Windows 8.1 daría este cambio es debido a que "la cuota de usuarios de ratón y teclado aún es muy alta"Pero dejar en segundo plano la interfaz Modern en un PC es decirle al usuario, indirectamente, que no es necesaria. Que en el escritorio tiene todo lo que necesita; y puede que para algunos sea así, pero la Windows Store ha nacido y se ha potenciado (llenándose poco a poco de cada vez más aplicaciones) gracias al desarrollo de muchos que han creído en Modern UI y Windows 8.1 como el futuro del sistema operativo más utilizado del mundo.

Y más allá que con respecto a los desarrolladores, nos encontraríamos con una contradicción absoluta al camino que venía tomando Microsoft. Una cosa es traer de regreso un intento de botón de inicio que realmente no es lo mismo que era hasta la versión anterior, o incorporar una opción para que se pueda iniciar en modo escritorio si el usuario lo desea.

Pero una cosa totalmente distinta es que todo computador con Windows 8.1 inicie directamente en modo escritorio por defecto, justificado porque "aún la cuota de usuarios de teclado y ratón es muy elevada". Aún así, de darse este cambio, entiendo que sería principalmente para impulsar la adopción de Windows 8.1, especialmente en los usuarios de Windows 7 que no ven necesario en lo absoluto actualizar.