Sólo han pasado un par de días desde que The Old Reader anunciaba que cerraría su versión pública al verse desbordados por la cantidad de cuentas que se estaban activando. Y apareció el milagro: The Old Reader permanece abierto al público gracias a un equipo más grande y "significativamente más" recursos, las dos cosas gracias a una "entidad corporativa" estadounidense.

La muerte de Google Reader a principios del mes de julio supuso un drama para todos los que éramos usuarios de la plataforma. Rápidamente surgieron algunas alternativas dispuestas a reemplazar el servicio de Google. The Old reader, junto a Feedly, fue una de las plataformas que más usuarios arrastró y ese fue, al parecer, uno de los motivos que propició la noticia de su cierre.

Se desconocen los detalles sobre esa "entidad corporativa" generosa, lo único que se sabe es que fue anunciado por un tal "Ben Wolf", quien promete que su equipo está compuesto por "grandes fans y usuarios" de The Old Reader, los cuales quieren ayudar a que "crezca y mejore" en los próximos años. Esas mejoras podrían empezar a conocerse en las próximas semanas.

Es una buena noticia para todos los usuarios de la plataforma. La verdad, cuando se anunció la muerte de Google Reader empecé a buscar un reemplazo y The Old Reader fue una de las alternativas que rápidamente captó mi atención. Su interfaz minimalista la hace muy agradable e ideal para evitar distracciones mientras consultas las novedades de tus RSS favoritos. Lo que hizo que finalmente me decantara por Feedly fue que ofrecía un proceso de migración desde Google Reader muy sencillo, y sobre todo, su presencia en aplicaciones de terceros. Esperemos que el nuevo equipo y los recursos que ahora están destinados a The Old Reader ayuden a que ésta se conecte con más aplicaciones y servicios, convirtiéndola así en una candidata a competir contra Feedly.