Hadopi, la polémica agencia francesa de los 3 Strikes (tres avisos con castigo para los infractores), ha anunciado sus planes para este año. Pese a su reducción presupuestaria, Hadopi en 2013 se endurecerá elevando la estimación de avisos a más de 1 millón de usuarios. Además, perseguirá la descarga de videojuegos.

Hadopi en 2013: se incluirán los videojuegos y se enviarán más de 1 millón de avisos

Hace ya tres años que Hadopi se puso en marcha. En el año 2010 se inició como uno de los mecanismos pioneros (y más polémicos) en la red para hacer frente a la piratería. Con los 3 Strikes se daba poderes a la agencia para que realizaran un seguimiento de las redes de intercambio de archivos en busca de posibles infracciones de derechos de autor, de encontrarse, los ISP deberían enviar una serie de advertencias con reducción de la velocidad y multas.

Al igual que en los años anteriores, Hadopi ha publicado las cifras con las que acabó el 2012. Finalmente parece que se ha llegado a las 613.271 primeras advertencias enviadas por correo, 54.712 segundos avisos a través de correo certificado, y 305 últimos avisos para un castigo. Unas cifras que estiman que se multiplicarán para este año recién entrado.

De acuerdo a estas, la agencia anti-piratería aumentará sus esfuerzos mediante el envío estimado de más de 1 millón de avisos, unos incrementos un tanto sorprendentes si consideramos que en el 2013 se ha reducido un 25% el presupuesto de la agencia.

No sólo eso, la agencia añadirá al seguimiento en torno a la música, programas de televisión y películas en las redes de intercambio de archivos a un nuevo "actor". Los videojuegos serán también a partir de ahora objeto de búsqueda de posibles infracciones. Un movimiento auspiciado por la propia industria en un informe mostrado en el 2012.

Por último, Hadopi ha querido mostrar el buen funcionamiento del sistema a través de una encuesta. Tras entrevistar a 1.530 ciudadanos, la agencia concluye que el sistema ha aumentado el número de consumo por medios legales mientras que se reduce el consumo por medios ilícitos.

Según Hadopi, desde el 2011 ha habido una disminución en el número de usuarios que acceden a material con derechos de autor de forma ilegal (de un 20% en diciembre del 2011 a un 15% en octubre del 2012). El informe también indica que el 87% de los usuarios dicen acceder a los medios a través de fuentes autorizadas, con un 78% que dice descargar únicamente de fuentes digitales legítimas (frente al 71% del 2011).

En cuanto a la música, un 80% de los usuarios informan que ahora sólo acceden a los contenidos de fuentes legales frente al 72% del 2011. Poco más de la mitad, un 51%, dijeron que su principal motivación para consumir contenido autorizado era mantenerse dentro de la ley, mientras que un 43% lo hacía por respeto a los creadores.

Evidentemente Hadopi no habla de unos datos donde nunca sabremos la honestidad de los encuestados a la hora de responder, más tratándose de un agencia que amenaza con multas a los usuarios. Extraña por lo tanto que para este 2013, más que rebajar el seguimiento del sistema ante tan buenos resultados, la agencia tenga pensado enviar más advertencias que nunca.