Si eres un auténtico fanático de los juguetes de **Transformers**, de la serie de dibujos animados, de las películas que ha dirigido Michael Bay, de los videojuegos y los cómics; y si además te sobran [1,8 millones de yenes](http://www.xe.com/ucc/convert/?language=es&Amount=1800000&From=JPY&To=USD) en el banco puedes hacerte con este **pequeño robot** que se transforma en coche [fabricado](http://boingboing.net/2012/12/05/transformer-robot-from-brave-r.html) por la compañía nipona [Brave Robotics](http://www.braverobotics.com/).

Para poder ser el orgulloso propietario de esta maravilla creada por [**Kenji Ishida**](https://twitter.com/BRLab) debes hacer el pedido a través de la página web de la compañía, pero apresúrate porque parece ser que solo se han fabricado **diez unidades** del juguete en cuestión y las visitas a la web se cuentan por millones.

El robot fue creado en una **escala de 1:12**, incorpora una cámara Wi-Fi que capta en tiempo real imágenes que puedes ver, por ejemplo, en una tablet o en cualquier dispositivo que se encuentre conectado. El pequeño juguete robótico se maneja gracias a un control remoto. Lo que empieza siendo un coche acaba transformado en un robot capaz de caminar sobre sus dos piernas; como colofón y detallazo en los “brazos” lleva incorporados dos lanzamisiles capaces de disparar, eso si a corta distancia, dos pequeños cohetes, que evidentemente no explosionan, eso ya sería demasiado.

Es impresionante **la fluidez, la facilidad** con la que pasa de coche a humanoide y al verlo deseo hacerme con uno, pero el precio es desorbitado y no se sabe aún si llegará al mercado internacional debido a los altos costes de producción. Aunque seguro que hay mucha gente dispuesta a hacerse con uno y pagar lo que haga falta, tal vez funcione dentro del circuito de los coleccionistas. Ya veremos si con el tiempo lo podemos encontrar en la juguetería más cercana.

A mi los Transformers no me gustan, ni los dibujo ni las películas pero cada vez que pienso en ellos me acuerdo de Elias en *Clerks* 2 y de su alucinada opinión sobre los Transformers, no tiene desperdicio:

Verás, en el campamento de la biblia dibujamos un organigrama en el que, no sé, de algún modo probaba, o no se qué, que, que, vale. Verás, dado que Dios creo, Dios creó al hombre, y el hombre creó Tranformers. Los transformers son como un obsequio de Dios, Randall

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.