La transmisión de datos es una tecnología tan habitual y tan usada que se ha vuelto completamente invisible, es decir, está ahí, siempre a nuestro alrededor pero hace mucho dejamos de preguntarnos cómo funciona o qué hace falta para lograr cierto tipo de telecomunicaciones, inclusive cuando se trata de un robot en otro planeta.

Las comunicaciones entre el **[Curiosity](http://alt1040.com/tag/curiosity)** y el centro de datos de la **[NASA](http://alt1040.com/tag/nasa)** aquí en la Tierra es un logro técnico bastante impresionante que es parte de la demostración de la sed por exploración de nuestra sociedad. Gracias a eso hoy podemos explorar otros planetas, recibir datos importantísimos en unos cuantos días e inclusive deleitarnos con fotos de Marte y vídeos de aterrizajes espectaculares.

Entonces, ¿cómo se transmiten los datos desde el **Curiosity** hasta la Tierra? Es, en una sola palabra, increíble:

La comunicación del rover directo a la Tierra es posible (sí, es impresionante) pero es poco eficiente porque las antenas no son lo suficientemente potentes y hay satélites rondando Marte que se pueden encargar de ese trabajo.

Hay dos satélites que pueden recibir los datos de Curiosity:

* **[Mars Reconnaissance Orbiter](http://alt1040.com/tag/Mars-Reconnaissance-Orbiter)**, que selecciona la tasa de transferencia automáticamente y es capaz de transmitir datos a 2 Megabits por segundo.
* **[Mars Odyssey](http://www.nasa.gov/mission_pages/odyssey/)**, que puede seleccionar tasas de transferencia de 128 kilobits a 256 kilobits bits por segundo.

(En comparación, el rover puede enviar datos a la Tierra de entre 500 bits a 32 kilobits por segundo).

Los satélites son capaces de recibir entre 100 y 250 megabits de información durante 8 minutos que es el periodo de tiempo que pueden mantener la conexión estable y continua mientras pasan cerca de Curiosity.

Una vez que se han obtenido los datos, los satélites los envían y viajan una distancia promedio de 225 millones de kilómetros hasta la Tierra. Tardan unos 14 minutos en llegar y son recibidas por el **[Deep Space Network](http://deepspace.jpl.nasa.gov/dsn/)** o **Red del Espacio Profundo** de la **NASA** que es compuesta por tres antenas de radio:

1. **Goldstone Deep Space Communications Complex** en el desierto de Mojave, cerca de Goldstone, Estados Unidos.
2. **Canberra Deep Space Communications Complex** en Canberra, Australia.
3. **[Madrid Deep Space Communications Complex](http://www.mdscc.org/)** en Robledo de Chavela, Madrid, España.

Por la trayectoria, velocidad de órbita y tamaño de Marte, los satélites pueden ver a la Tierra dos tercios del total de cada órbita o unas 16 horas al día, por lo que pueden enviar mucha más información que si Curiosity lo hiciera directamente, además de tener las antenas y el equipo adecuado para ello.

La velocidad de transmisión entre los satélites y la Tierra también impresionan. El **Mars Reconnaissance Orbiter** es capaz de enviarlos a unos **6 Megabits por segundo** mientras que el **Odyssey** transmite a un máximo de **12 kilobits por segundo**. ¿Por qué la diferencia de velocidades? Odyssey fue enviado a Marte en 2001 y el Mars Reconnaissance en 2005 con mayor y mejor tecnología para la transmisión de datos.

Es así, en breve resumen, como recibimos datos de un pequeño robot que está a 58 millones de kilómetros de la Tierra.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.