Nadie dudaba del éxito de Nintendo 3DS. Las 400.000 consolas puestas a la venta en Japón volaron de las estanterías y todo apunta a que las reposiciones se prolongarán en exceso, motivando nuevas colas de impresión. Se pronostican casos similares en América y Europa, si bien hay quienes están intentando por todos los medios que no sea así.

Un grupo de Facebook tiene por objeto frenar las ventas occidentales de la máquina en su primer día. No porque se opongan al sistema en sí, que iniciativas fanboynistas ya se han visto muchas, sino por los "conflictivos materiales" con que está fabricada. En su alegato, el creador del grupo alude a minerales extraídos bajo condiciones inhumanas en minas del Congo, gestionadas por grupos armados. Estos minerales resultan esenciales en la fabricación de Nintendo 3DS según un ranking elaborado por "The Enough Project", que sitúa a la compañía como una de las menos concienciadas ante el abuso de derechos humanos.

Se pide pues a todos los futuribles compradores que pospongan su compra unos cuantos días, aludiendo incluso a familiares de videojugadores para que convenzan a sus allegados de que retrasen la adquisición, pues las cifras alcanzadas por un sistema en los tres primeros días se antojan escenciales para su inmediato futuro comercial.

Pasamos a transcribir la apasionada arenga:

Hola. Soy un amante de los videojuegos. Mis favoritos han sido aquellos que he comprado a Nintendo. Amo Nintendo. Cuando leí sobre Nintendo 3DS aluciné.

Hola. Soy también alguien a quien le importan las personas. Los mejores momentos de mi vida los he pasado acompañado. Amo a la gente. Y cuando escuché que Nintendo estaba consintiendo que ésta muera y vea violentados sus derechos por la producción de consolas, me horroricé.

The Enough Project, una campaña para acabar con el genocidio y el abuso de los derechos humanos, ha destapado las prácticas de ciertas compañías electrónicas, que emplean minerales conflictivos en la fabricación de sus productos. ¿Qué son los minerales conflictivos? Son aquellos extraídos de minas del Congo bajo incontables abusos de los derechos humanos y custodiadas por grupos armados. ¿Por qué nadie ha parado ésto? Porque estamos haciendo justo lo contrario: alimentando el fenómeno con nuestro consumismo.

Aún podemos tener aquellos productos que anhelamos sin que se empleen minerales conflictivos. The Enough Project ha elaborado un ranking con las compañías que están haciendo cambios al respecto. Sony y Microsoft han hecho algunos progresos, pero Nintendo sigue entre las últimas posiciones y nosotros, los consumidores, tenemos que hacerles ver su error.

Si disminuímos las ventas iniciales de 3DS (en su primer día, el siguiente o incluso unos cuantos días después del lanzamiento) Nintendo sufrirá un certero golpe económico, percibiendo la advertencia.

Te pido que no compres una 3DS hasta que Nintendo deje de utilizar minerales conflictivos en su producción. No me opongo a la consola, de hecho creo que es una de las máquinas más impresionantes que he visto, pero no voy a ser uno de los millones de usuarios que miren a otro lado por puro entretenimiento, espero que te unas a mí.

No tienes que ser videojugador para participar. Si eres familiar de alguno puedes evitar que la compre: explícale a tus hijos el conflicto y niégales la adquisición hasta que sea resuelto. Háblale de esta iniciativa a tus amigos y pídeles que la difundan por Facebook, ésto no puede funcionar si no es así.

Si estás interesado en el ranking visita: http://www.raisehopeforcongo.org/content/conflict-minerals-company-rankings

Para saber más sobre el Enough Project: http://www.enoughproject.org/

Esperemos que la iniciativa sirva para demostrar una vez más el enorme poder movilizador de las redes sociales, pero el ansia por un nuevo sistema de entretenimiento, mucho me temo, es demasiado grande como para que el llamado termine siendo efectivo.