El mundo está cambiando, podemos hacer check-in en cualquier lugar del mundo y avisar a nuestros amigos si lo queremos, pero la privacidad sigue siendo importante (a no ser que seas Eric Schmidt). El sitio web más criticado a principios de año por los escasos controles que otorgaba a sus usuarios a la hora de controlar su privacidad fue Facebook, durante unos meses no pasaba día sin que se conociera un nuevo agujero de seguridad que permitiera conocer algo de un usuario sin que este quisiera o un nuevo cambio en las políticas que vulneraban la seguridad y privacidad de los miembros de la red social.

Pero en el medio de estos problemas salieron a la luz pública cuestiones mucho más importantes y todas giraban en torno a otro gigante: Google. Se trata de Google Street View, servicio que sigue causando varios dolores de cabeza a la empresa del buscador y Buzz, la red social que, dicen (es sólo un rumor) que hay gente que la usa. Los problemas de Buzz se debieron a que, cuando fue lanzada, los usuarios prácticamente no tenían control alguno sobre su red de contactos.

En aquel momento se dijo que varios usuarios de Gmail iniciarían acciones legales contra Google, aduciendo que Buzz había violado su privacidad y se generó tal revuelo que Google debió cambiar los controles. Pero en cuanto a las acciones legales, muchos creímos que se trataría o bien de un chiste o de esos juicios que se crean por cualquier motivo y no prosperan.

Pues bien, resulta que Google acaba de ofrecer un pago de 8,5 millones de dólares como compensación por los problemas causados. De esta cifra se dará 2.500 dólares para cada uno de los usuarios de Buzz que participaron de la demanda, el 30% tendrá como destino el pago de abogados y el resto irá a parar a organizaciones que promueven la privacidad on line, sentando así un importante precedente. Seguramente las compañías piensen dos veces ahora antes de implementar un servicio con una privacidad dudosa.

Y como si no fuese suficiente para el Gran Hermano Google, está siendo investigado por el fiscal general de Texas por manipulación en los resultados de las búsquedas. Claro, ahora me recitarán la meme de que Google es el nuevo Microsoft, etc., etc. ¿Quiéren saber quién está colaborando en la causa y financiando a las firmas que presentaron la demanda? Adivinaron, Microsoft. Señores, Google está en guerra: con Facebook, con Apple y con Microsoft y para colmo no está haciendo las cosas muy bien. ¿Se acuerdan del "don't be evil"?

Vía: BBC News