A partir de hoy será requisito indispensable dejar nuestra huella dactilar al adquirir un teléfono celular en México de acuerdo a como lo manda la reforma de registro telefónico. De la misma manera, a partir de esta fecha todos los que hacemos uso de alguna de estas líneas tendremos un año para pasar a registrar el número, de lo contrario perderemos el mismo el 10 de abril de 2010 sin posibilidad de recuperarlo.

Las telefónicas tienen una dura labor por delante; si no quieren perder usuarios, deberán informar y motivar a sus actuales consumidores para cumplir esta obligación en un tiempo que se considera muy corto para una meta tan ambiciosa, dado el alto número de estos aparatos que circulan en territorio nacional.

Es curioso que hasta la fecha no haya publicidad al respecto (o no me ha tocado verla) la cual seguramente no tardará en aparecer por todos los medios de información. Si alguien tiene alguna experiencia al respecto será muy bienvenida.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.