rubiaguru.jpg

Para los que no conozcan el caso de Rubia Gurú haré un pequeño resumen:

Hace un meses de la nada apareció un blog de una chica llamada Karen que supuestamente era rubia y supuestamente era gurú, en donde escribía acerca de temas tipo posicionamiento SEO, cómo ganar más dinero en internet, cómo mejorar un blog de WordPress y cosas por el estilo.

Por sus supuestas fotos, llegó a tener una legión de nerds calientes/fanáticos que la defendían a muerte y hacían prácticamente cualquier cosa que "ella" pedía. Tal era la "admiración" (en realidad era excitación sexual malentendida) que la terminaron aceptando en una red de blogs (bonita forma de hacer el ridículo, hubo una explicación y rectificación sobre este tema, mi sarcasmo no está justificado y ofrezco mis disculpas por ello). Al final terminó haciendo un concurso de posicionamiento en que regalaba un iPhone 3G desbloqueado; el premio se lo entregó a otra persona que tenía un blog en el mismo IP en que estaba hospedado rubiaguru.com y al ser cuestionada, el blog se eliminó y desapareció para siempre.

En ALT1040 llegamos a escribir sobre ella aunque en forma de crítica y reclamo por el registro indiscriminado de nombres de usuario en Twitter para después venderlos, lo cual nos costó el odio absoluto de esa legión de fans calientes que salivaban cuando veían sus fotos.

Era claro que no existia la rubia y que tampoco era gurú, muy probablemente se trataba de un chico con mucho tiempo en sus manos que creó un personaje para engañar a unos cuantos, posicionar un blog, salirse con la suya y en el camino dejando en ridículo a varias personas y al creador de una red de blogs.

Después de algunos meses de no saber más del tema, el caso da un giro bastante interesante:

rachel.jpg

Homotecno publica una entrevista con Rachel, la persona a la que le robaron las fotos para crear el personaje de Rubia Gurú. Se trata de una chica de Texas (Estados Unidos), deportista, estudiante, que ha ganado varios premios jugando al voleibol, softball, baloncesto y powerlifting. Dice que «le encanta la música, los video-juegos, los gadgets tecnológicos, las películas y la lectura»

Rachel obviamente terminó bastante asustada con el robo de identidad que sufrio, tomando sus fotos para engañar a unos cuantos:

Bueno, ¡primero me quedé en shock! Después empecé a asustarme porque mis fotos estaban en numerosas páginas sin mi conocimiento. Más tarde empezó a invadirme la rabia. Me tomé mi tiempo para intentar entender lo que se estaba comentando en todos esos blogs en español y observé que había mucha gente enfadada por algo relacionado con un escándalo con un iPhone. ¡También observé referencias a un absurdo concurso de camisetas!. Tenía mucho miedo de que alguien hubiera perdido dinero con esto, porque el engaño se había basado en mi imagen. Quería decir a todo el mundo que yo no tenía nada que ver, pero no sabía en quién confiar. Me considero una buena persona y nunca tomaría parte en algo terrible y deshonesto como eso. Leí varias referencias a un tal Carlos Álvarez, se supone que fue quien empezó todo esto. Me gustaría que este individuo me pidiera disculpas por lo ocurrido, y también a toda la comunidad que cayó en su trampa.

Según la entrevista Rachel planea reportar el problema a las autoridades y me parece lo correcto, no es posible que se tomen este tipo de acciones creyendo que no habrá consecuencias.