La capacidad de reproducción y duplicación de las bacterias es sencillamente sorprendente. Con los nutrientes adecuados una bacteria puede duplicarse y crear once mil millones de réplicas de si misma en apenas una hora.

Enlace: Once billones de réplicas a la hora