John Martinkus, un periodista australiano fue secuestrado en Iraq y liberado gracias a Google. Sus secuestradores estaban seguros que Martinkus trabajaba para la CIA, pero el insistió que busquen su nombre en Google lo cual los convenció de que simplemente era un reportero y que no era estadounidense.

La teoría proviene de la entrevista a en BBC a Mike Carey, el productor ejecutivo de la cadena SBS de Australia, en la cual John Martinkus y razón por la cual estaba en Iraq.

(Vía Google Dirson / BoingBoing)