Tras demandar a Apple por eliminar Fortnite de la App Store, Epic Games suma un nuevo aliado: Spotify. El servicio de música por streaming, quien también acusó a Apple de no jugar limpio sobre el control que ejerce sobre las aplicaciones, se manifestó a favor de la decisión de Epic.

En una declaración a Recode, Spotify aplaude la postura de Epic de hacer frente a Apple y su posición dominante.

"Aplaudimos la decisión de Epic Games de tomar una posición en contra de Apple y arrojar más luz sobre el abuso de Apple de su posición dominante. Las prácticas injustas de Apple han perjudicado a los competidores y han privado a los consumidores durante demasiado tiempo. "

Spotify acusó a Apple en 2016 de perjudicar la competencia al favorecer a Apple Music. En una queja formal, la empresa se manifestó en contra de los servicios de facturación de la App Store para gestionar las suscripciones de usuarios.

El "Impuesto Apple", la piedra en el zapato de Spotify, Epic Games y otros desarrolladores

El Impuesto Apple es algo que Spotify, Epic Games y recientemente Hey han criticado y consiste en la comisión del 30% que cobra Apple a todas las compras que se hacen dentro de la app.

"Lo que está en juego para los consumidores y los desarrolladores de aplicaciones, grandes y pequeños, no podría ser mayor y garantizar que la plataforma iOS funcione de manera competitiva y justa es una tarea urgente con implicaciones de gran alcance."

En un movimiento visiblemente planeado, Epic Games implementó una función en Fortnite para iOS y Android en la que se saltaba las reglas de ambas tiendas al ofrecer la compra de monedas a través de Epic Games. La oferta de 20% resultaba más que interesante para los jugadores, quienes no tenían justificación alguna para comprar los paVos más costosos.

Apple no tardó en reaccionar y eliminó a Fortnite de la App Store, lo que derivó en una demanda por parte de Epic y el inicio de la campaña #FreeFortnite con una parodia del icónico comercial de la Macintosh de 1984. Más tarde Google siguió los mismos pasos y eliminó el juego de la Play Store.

La decisión de demandar a Apple no fue una casualidad. Tim Sweeney, presidente de Epic Games, es una de las voces más activas en contra de los impuestos que cobran las tiendas de aplicaciones. La piedra no solo va dirigida a Apple o Google, sino también a Steam, la tienda de juegos a quien le hace competencia.

Actualmente la Epic Games Store cobra un 12% de comisión a los desarrolladores, un porcentaje que Sweeney considera que otros podrían replicar. Sumado a Apple, Google y Steam, otras tiendas como la PlayStation Network, Microsoft Store (Xbox) y GoG cobran una tasa del 30%.