Samsung se sube al carro de Android Go poco más de un año después de que Google lo presentara en su evento para desarrolladores en mayo de 2017. Lo hace con el Galaxy J2 Core, un teléfono de bajas prestaciones pensado para dar salida a los usos más básicos y menos exigentes que un usuario puede tener, pero sin que ello suponga renunciar a una experiencia correcta en funcionalidad.

Para ello contará con la versión del sistema operativo de la compañía de Mountain View que llegó, como decía, hace poco más de un año para ofrecer una opción a los teléfonos que no pasaban de la escasa cantidad de 1 GB de memoria RAM. Porque, mientras que los buque insignia de las marcas ya incorporan memorias de hasta 6 y 8 GB, algunas personas no necesitan llegar a esas cifras –ni acercarse- para poder llevar a cabo las funciones principales que uno puede pedirle a un teléfono inteligente.

Android Go es un sistema operativo que ya hemos visto en teléfonos como el Nokia 1, anunciado por HMD Global en el pasado Mobile World Congress de Barcelona y que dejó claro que el futuro de la gama baja tenía especial sentido si se contaba con un sistema operativo como este. Replica la jugada ahora una Samsung que, si por algo se caracteriza, es por contar con opciones para cualquier perfil de usuario.

El Galaxy J2 Core

Dado el precedente de Android Go, lo que podemos esperar en cuanto a especificaciones se refiere por parte de este teléfono no son, desde luego, fuegos de artificio. En su lugar, contamos con la memoria RAM de 1 GB, una memoria interna de 8 GB (nada que ver con los 512 GB de almacenamiento del Galaxy Note 9) y el procesador propietario Exynos 7570. Todo ello se alimentará a través de una batería de 2.600 mAh.

En cuanto a la cámara, sin grandes alardes tampoco, encontramos una trasera de 8 megapíxeles con apertura f/2.2 y una frontal de 5 megapíxeles e idéntica apertura. El sistema operativo que correrá tendrá como base Oreo 8.1, por lo que sus usuarios no podrán disfrutar, casi con total seguridad, de la nueva versión de Android Go basada en Android Pie.

El dispositivo será lanzado de momento en algunos países seleccionados donde estos teléfonos tienen especial cabida, como la India o Malasia, pero será traído a más mercados en los próximos meses.