Tras un inicio complicado que obligó a retrasar su lanzamiento, el Galaxy Fold parece haber superado los pronósticos de ventas. Samsung reveló que ya vendió 1 millón de dispositivos plegables, una suma que a primera vista suena positiva considerando el drama que rodea al nuevo smartphone.

Young Sohn, presidente de Samsung, ofreció la cifra a los asistentes del evento TechCrunch Disrupt, en Alemania.

El punto es que estamos vendiendo un millón de estos productos. Hay un millón de personas que quieren usar este teléfono de 2 mil dólares.

Samsung, quien al parecer no tiene problemas en admitir que está vendiendo un teléfono plegable en fase beta, recalcó lo importante que es obtener retroalimentación de los consumidores.

Sohn dio a entender que si mantuvieran dispositivos como el Fold en los laboratorios, no recibirían la información que necesitan.

Esto nos hace pensar lo que habría pasado si los medios no hubieran reportado los fallos en la pantalla con las unidades de prueba. ¿Acaso el consumidor habría tenido que pagar 2 mil euros por participar en una beta?

Samsung confía en el Galaxy Fold y tiene el propósito de vender 6 millones de unidades en 2020. En términos generales, la experiencia con el plegable todavía no está a la par de lo que ofrecen sus otros terminales premium.

Nuestra conclusión es que hay tantas cosas a media cocción en el Galaxy Fold que la sensación que nos deja es más cercana a la de un prototipo de laboratorio que la de un producto final.

👇 Más en Hipertextual