Todavía restan algunos meses para la presentación oficial del Pixel 4 y su variante XL, que presumiblemente ocurrirá durante octubre. Sin embargo, en las últimas semanas se ha filtrado una gran cantidad de información, incluyendo su diseño con módulo cuadrado en la región posterior —revelado por la propia Google—. Ahora el portal 9to5Google ha revelado gran parte de las características que encontraremos en ambos dispositivos.

En primer lugar, la pantalla OLED del Pixel 4 alcanzaría las 5,7 pulgadas y resolución Full HD+, mientras que el hermano mayor llega a las 6,3" con resolución Quad HD+. Aún más importante, ambos integrarían un panel con una tasa de refresco de 90 Hz, una característica que los de Mountain View bautizaron como "Smooth Display".

De confirmarse, los teléfonos se subirán al tren de otras propuestas como el OnePlus 7 Pro o el ASUS ROG Phone 2, los cuales incorporan paneles de 90 y 120 Hz, respectivamente. Una tasa de refresco tan alta ayuda a mejorar la fluidez de la interfaz, y la experiencia en videojuegos se ve beneficiada significativamente. Es común encontrar estas pantallas en smartphones enfocados al gaming.

Respecto a las cámaras traseras, encontramos una configuración de dos sensores de 12 y 16 megapíxeles; el primero con capacidad de enfoque PDAF y el otro teleobjetivo. No obstante, la principal novedad en el apartado fotográfico es que Google estaría trabajando en un accesorio que se acopla a al terminal, cuyo propósito será agregar las funciones de una cámara DSLR. El componente se vendería por separado.

Para finalizar, el informe señala que la capacidad de las baterías será de 2.800 y 3.700 mAh, dependiendo el modelo elegido. Todo indica que el almacenamiento se mantendrá en 64 o 128 GB. Entretanto la memoria RAM podría aumentar hasta los 6 GB y el procesador sería el Snapdragon 855. Otros elementos que estarían de regreso son los altavoces estéreo y el chip de seguridad Titan M que se estrenó el año anterior. En el último trimestre del año saldremos de dudas.