Fortnite sigue en la cresta de la ola. La popularidad del juego de Epic Games no para de aumentar y por ello, sus creadores no quieren estancarse en lo que ofrecen en estos momento, o al menos, no repetir los errores del PUGB que sigue perdido jugadores debido a su falta de novedades. Sí, Fortnite arranca ahora su quinta temporada rodeado de novedades para el contenido principal, pero lo cierto es que también va a estrenar un nuevo modo juego más que interesante.

Ahora Fortnite estrena el nuevo modo Playground junto con la actualización 4.5, que tras activarse de forma accidental el lunes, ahora llega ahora de forma temporal para todos los jugadores. Bueno, cuando Epic acabe de solucionar los problemas de matchmaking que tiene en el momento de escribir estas líneas. El modo Playground, que la versión en español se traduce como "Patio de Juegos", es lo contrario al Battle Royale.

Aquí no se compite para ganar, sino que se trata de un modo en el que podemos poner a prueba todo el contenido del juego en una suerte de lugar de entrenamiento: desde afinar nuestras construcciones hasta probar armas y accesorios, todo con la idea de tener un lugar seguro en el que los jugadores puedan poner a pruebas sus habilidad sin la tensión que aporta una partida en el modo competitivo del juego.

El escenario es el mismo que en el Battle Royale, la isla, solo que en este caso aparecerán cofres y cajas de munición de forma constante y estará activado el fuego amigo de forma permanente, puesto que el modo de juego podremos entrar con otros tres amigos para entrenar o probar nuestra puntería, además de que si el jugador muere aparecerá de manera inmediata. Eso sí, no es ilimitado: cada partida durará una hora, ni más ni menos.