Cómo quiere Windows 10 facilitar al máximo el pago móvil

"Tap to Pay" será la apuesta de Microsoft con Windows 10 en lo que respecta a pagos móviles. Un método sencillo, rápido y basado en los estándares de la industria.

Presentado por
microsoft logo

El campo de los smartphones ha sido, sin ningún género de dudas, uno de los más disruptivos de lo que llevamos de siglo en cuanto a tecnología de consumo. Pero ello no quiere decir que el smartphone haya llegado a su meta final, el dispositivo central para todas nuestras tareas. Precisamente, una parte donde todavía su uso es testimonial es en el sector de los pagos móviles. Pese a que la tecnología para hacer pagos mediante NFC lleva con nosotros desde aproximadamente el 2011, su implementación en pagos móviles con datáfonos contactless es todavía anecdótica. Sin embargo, como con todo Windows 10, Microsoft quiere cambiar el rumbo del mercado de pagos móviles y situarse por encima de la competencia.

En la Conferencia de Ingeniería de Hardware de Windows, que tuvo lugar hace meses en Shenzen (China), Microsoft enseñó en un vídeo cómo de sencillo quiere que sean los pagos móviles desde su gama Lumia con el estándar NFC en Windows 10, algo que en Windows Phone 8.1 no se ha llegado a popularizar, sobre todo por la falta de apoyo de instituciones bancarias.

En esta nueva etapa, Microsoft ha encontrado acuerdos con VISA, MasterCard y American Express, tres actores fundamentales dentro de los pagos y tarjetas bancarias a nivel mundial. La tecnología que hará posible el uso del NFC es el estándar "Host Card Emulation" (HCE), que permite que los smartphones con Windows 10 envíen pagos por NFC a los datáfonos sin que sea necesario utilizar aplicaciones de seguridad o de verificación, así como tarjetas SIMs especiales de los operadores. Lo que más me gusta de "Tap to Pay" es que podremos efectuar acciones sin necesidad de encender la pantalla y abrir la aplicación de nuestro Lumia, que en otros sistemas añade mucha fricción. Resulta muy destacable la no dependencia ni de operadores ni de bancos, que en otras plataformas es común con distintas apps, que fragmentan y, a menudo, no son compatibles con gran cantidad de terminales.

Microsoft Band
Microsoft Band

Que la solución llegue totalmente integrada en el sistema, apoyada de serie por Microsoft y a la vez no haga falta instalar ningún tipo de aplicación adicional, hará que un gran porcentaje de usuarios confíe en proporcionar sus datos bancarios al sistema de Windows 10. Los usuarios a los que les gusta exprimir su teléfono encontrarán que por fin pueden usar el NFC para algo más que emparejar el dispositivo con altavoces Bluetooth o con estaciones de transmisión de vídeo inalámbrico. Sobre todo, los pagos móviles permitirán deshacernos de las tarjetas en nuestro día a día, y decir definitivamente adiós a los tediosos PINs con compras menores de 20€.

El pago móvil será una tendencia muy importante a final de este año y a principios del próximo, y nuevamente, "Tap to Pay" parece un movimiento acertado. Sólo pienso que, para una segunda versión de la Microsoft Band más pensada ya para Windows 10, sería extraordinario que Microsoft incluyera un chip NFC, y pudiéramos hacer pagos incluso desde nuestra muñeca, ya que actualmente estaría limitado a tarjetas de embarque o de billetes de cine basados en códigos QR. Es de esperar que el ecosistema único también se extienda a los pagos, y que la integración o convergencia sea igual de completa.