Huawei P30 y P30 Pro: una cámara que continúa siendo de lo mejor en 2019

A punto de cerrar el primer semestre de 2019 y con la mayor parte de los teléfonos ya presentados, Huawei P30 y P30 Pro siguen destacando como dos de las mejores opciones, principalmente por una cámara sin precedentes.

Presentado por

Para todos los amantes de la tecnología, 2019 está siendo un año apasionante, sobre todo en telefonía móvil. El primer semestre del año está a punto de finalizar y ya se puede ver qué teléfonos han destacado por encima del resto. Dos de ellos son, sin duda, Huawei P30 y Huawei P30 Pro, que han sabido hacer frente a lanzamientos posteriores de otros fabricantes y mantenerse en la cima.

Cuando se presentaron oficialmente en marzo, uno de los aspectos que más llamó la atención fue su cámara, que un año más repite su colaboración con Leica. Tanto Huawei P30 como Huawei P30 Pro ofrecen características premium pero es el segundo modelo el que se adelanta aún más.

A nivel de hardware, Huawei P30 Pro incorpora una cámara delantera de 32 megapíxeles con la que la calidad de los selfies dejará de ser un problema.

Si le damos la vuelta, vemos su conjunto de cuatro cámaras delanteras, entre las que tenemos: una lente principal de 40 megapíxeles, un gran angular de 20 MP y una tercera telefoto de 8 MP con formato "periscopio". La cuarta es un sensor ToF que permite calibrar mejor las distancias y desenfoques a la hora de efectuar imágenes con el modo retrato.

A lo largo de los tres meses que llevamos usando el terminal, ha habido dos escenarios en los que ha destacado por encima del resto. Dos escenarios en los que la cámara de un teléfono móvil no está acostumbrada a ofrecer buenos resultados.

El primero es el zoom. En esta ocasión tenemos un zoom de 5 aumentos sin pérdida de calidad y uno híbrido de 10 aumentos que ofrece resultados espectaculares. A esto hay que añadir que el propio zoom digital alcanza hasta 50 aumentos lo que permite ver mucho más allá de lo que ofrecía hasta ahora cualquier teléfono.

El segundo escenario es el modo noche donde, gracias a la perfecta unión entre software y hardware, P30 Pro ofrece resultados increíbles. A nivel de hardware, ha sustituido el habitual sensor RGB por uno nunca antes visto en un teléfono móvil: RYB. Esto, sumado a un nivel de ISO que llega hasta el 409.600, ofrece escenarios más fieles incluso con baja luz. A nivel de software, el gran responsable es la Inteligencia Artificial, capaz de aprender del entorno y reducir en gran medida el ruido de la imagen.

Una gran cámara que no viene sola

Los nuevos Huawei P30 y P30 Pro no sólo cuentan con una cámara sin precedentes, también alcanzan un equilibrio perfecto con el resto de sus características.

Si los observamos desde fuera, lo primero que llama la atención son sus materiales, cristal doble curvo y la bonita gama de colores en la que están disponibles: ámbar, nácar, aurora y negro. El resultado es un terminal elegante y firme.

Al mirarlo de frente, vemos una pantalla OLED de 6,47” con la que poder disfrutar del mejor contenido multimedia. Ya sea viendo fotografías o consumiendo contenido en cualquiera de las plataformas de streaming como Netflix o HBO.

También en la pantalla vemos, en la parte superior, la cámara para el desbloqueo facial, que funciona igual de rápido y segura que en el pasado Mate 20 Pro. Pero si preferimos optar por el clásico lector de huellas, también podremos verlo debajo de la pantalla. Posiblemente la localización más cómoda y ergonómica para el día al día.

Tanto P30 como P30 Pro cuentan con certificación IP68 que lo convierte en un teléfono resistente tanto a agua como a polvo. Así, los usuarios más despistados no tendrán que preocuparse en situaciones extremas.

Ahora toca mirar el interior, el encargado de que el teléfono ofrezca una navegación fluida y que evite que ejecutar aplicaciones pesadas se convierta en una tortura. Y no es otro que el procesador Kirin 980, el primer chipset móvil de 7nm.

Para completar la configuración, cuenta con hasta 8 GB de memoria RAM y hasta 512 de almacenamiento, más que suficiente para guardar tanto imágenes como vídeos de cualquier tamaño.

Por último, cabe destacar, un año más, la batería de hasta 4.200 mAh que tiene el modelo P30 Pro y que, además, gestiona de manera inteligente para ahorrar energía en esos momentos en los que el teléfono no necesita estar a pleno rendimiento. Además, otro de los aspectos en los que Huawei lleva años siendo pionera es en su sistema de carga rápida. En este caso podremos cargar hasta un 70% de nuestra batería tras conectarlo a la red tan sólo 30 minutos. Quizá mientras nos duchamos o cenamos algo antes de salir.

Todo apunta a que el segundo semestre del año se presenta igual de interesante que el primero, con lanzamientos igual de prometedores. Mientras no llega la nueva edición del Mate, Huawei P30 y Huawei P30 Pro siguen siendo una de las mejores opciones si quieres hacerte con el mejor teléfono del año.