Que el interés de los cinéfilos por las películas y las series de televisión de Netflix sea considerable no debe sorprendernos lo más mínimo, no tanto porque la mayoría resulten de una calidad tremenda —y no es así, pues de todo hay— como debido a que fue la primera plataforma en atender el deseo del público de poder ver producciones cinematográficas exclusivas a través de Internet, en contra de los ciegos que aún niegan la mayor, y a que de verdad procuran ofrecer buenas obras, experimentales incluso, rodeándose de talento reconocido y destinando grandes sumas de dinero a su realización. De este modo, si Netflix España proporciona detalles en Twitter sobre diecisiete de los novena filmes que estrenará en 2019, lo lógico es hacerse eco.

“Nos sobran razones para morir de ganas de ver The Irishman”, dice Netflix, y a nosotros también, qué diantres, exactamente por las mismas que aduce a continuación en su tuit: que el director estadounidense Martin Scorsese (Infiltrados) regresa al cine de mafiosos, con el que ha obtenido algunos de sus triunfos más destacados en la gran pantalla, después de más de una década con otros temas —a él quizá le gustaría decir que no sólo de pan vive el hombre—; que se trata de “su novena colaboración con Robert De Niro” tras veinticuatro años sin trabajar juntos; y que Scorsese y el gran Al Pacino (Scent of a Woman) nunca se habían involucrado en el mismo proyecto. Ya era hora de que lo hiciesen.

“Una periodista deja su trabajo y se convierte en traficante de armas para una agencia gubernamental encubierta en la nueva película de Dee Rees [Pariah], la directora de Mudbound [2017]”, continúa Netflix en otro tuit. “The Last Thing He Wanted es prácticamente la secuela que nunca esperamos de El diablo viste de Prada [David Frankel, 2006]”. Pero lo que esperamos nosotros es que sea mejor que dicho filme. Por otra parte, “Steven Soderbergh (The Knick) dirigirá la primera película sobre los polémicos papeles de Panamá en The Laundromat, un thriller en el que estarán, atención, Meryl Streep (Las horas), Gary Oldman (Hannibal) y @AntonioBanderas (Entrevista con el vampiro)”. Pero se olvidan de David Schimmer (Friends).

“La queremos para ayer”, concluyen. Y no sólo por su repartazo, ya que no hay duda de que los proyectos de Soderbergh, independientemente de cómo terminen, acostumbran a ser interesantes. Y no sabemos si lo será tanto la película más cara de Netflix hasta la fecha, si bien “los fans del cine de acción darán las palmas con las orejas con 6 Underground, una historia de los responsables de Deadpool [Tim Mille, David Leitch, 2016, 2018] —se refiere a los guionistas Rhett Reese y Paul Wernick (Zombieland)—, que además supone la primera colaboración entre @MichaelBay [La Roca] y @VancityReynolds [Buried]”. Y Mélanie Laurent (Beginners). Bien por Ryan Reynolds, pero Michael Bay es bastante peligroso.

“No olvidéis este número: Diecisiete”, sigue Netflix. “En la nueva película de @SanchezArevalo [Gordos], un adolescente problemático encuentra un halo de esperanza en un perro llamado Oveja”. Por mucho que esta sinopsis pueda darnos miedito, la verdad es que el español Daniel Sánchez Arévalo es un cineasta respetable y sus largos no están mal. Y rematan el tuit en estos términos: “Algo nos dice que vamos a acabar llorando. Como siempre que hay un perrete en una película, vamos”. No, por favor… Y luego escriben: “Prepárate para enamorarte de @NataliadeMolina [Quién te cantará] y @GretaFernnandez [La enfermedad del domingo]. En Elisa y Marcela, la ganadora de 7 premios Goya @CoixetIsabel [My Life Without Me] viaja hasta principios del siglo XX para contar la increíble historia de la primera pareja del mismo sexo en pasar por el altar en España”.

Y a continuación se refieren a la otra cara de la moneda de un clásico oscarizado de Hollywood, Bonnie y Clyde [Arthur Penn, 1967]: “Un par de policías retirados vuelven a las andadas para atrapar a los infames criminales Bonnie y Clyde en Emboscada final”, dirigida por John Lee Hancock (Saving Mr. Banks) y con un título que difiere del yanqui, The Highwaymen, por un ejercicio de gran elocuencia para quien recuerde la última secuencia de primer filme. “¿Quién no querría viajar hasta la peligrosa América de los años 30 con Woody Harrelson [The People vs. Larry Flynt] y Kevin Costner [JFK]?”. Y con Kathy Bates (Titanic). Lo curioso es que Costner ya había perseguido a ese otro criminal llamado Al Capone (Robert De Niro) como Eliot Ness en The Untouchables (Brian de Palma, 1987).

“Si aún no habéis superado el final de #EliteNetflix [Darío Madrona y Carlos Montero, desde 2018], no os preocupéis: @JaimeLorente y @MariaPedraza_ volverán a coincidir en ¿A quién te llevarías a una isla desierta?, avisa Netflix. “La segunda película de @Jota_Linares [Animales sin collar] será una adaptación de su propia obra de teatro”. Y van a por el siguiente proyecto: “Cinco años después de la maravillosa Nightcrawler [2014], Jake Gyllenhaal [Brokeback Mountain] y el director Dan Gilroy [Roman J. Israel, Esq.] nos enseñarán qué pasa cuando el arte se cruza con el comercio en Velvet Buzzsaw. Os avisamos: saltarán chispas”. Sobre todo porque a Gyllenhaal se acompañan René Russo (Rescate), Toni Collette (El sexto sentido) y John Malkovich (El imperio del sol).

Y se ocupan después del nuevo filme de J. C. Chandor, el realizador de la indignante Margin Call (2011): “Ben Affleck [Good Will Hunting] y Oscar Isaac [Star Wars VII: El despertar de la Fuerza] forman parte de un grupo de amigos y ex veteranos del ejército que se reúnen para robar a un poderoso narcotraficante sudamericano. Los planes no salen como esperaba. Triple frontera promete ser uno de los thrillers del año”. Nos encantaría que fuese cierto. Como que esta pregunta de Netflix en otro tuit del mismo hilo no tuviese una respuesta fácil: “¿A quién prefieres? ¿Timothée Chalamet [Interestellar] o Robert Pattinson [Harry Potter y la Orden del Fénix]? Con The King no tendrás que elegir: muy atentos a este drama histórico de David Michôd (Animal Kingdom) sobre el convulso reinado de Enrique V”.

Y la película sobre las que nos hablan en un nuevo eslabón de esta cadena de Twitter no parece que podamos desearla demasiado, pues es la segunda de Kyle Newacheck (Game Over, Man!): “Una pareja de neoyorquinos (quizás os suenen, se llaman Adam Sandler [Reign Over Me] y Jennifer Aniston [The Good Girl]) se van de vacaciones a Europa tras años retrasándolo. Un misterioso asesinato convertirá a la pareja en principales sospechosos en la comedia de acción llamada... Murder Mystery”. Pero, en fin, ¿quién sabe? Y suponemos que Klaus, un filme de animación tradicional del español Sergio Pablos —responsable, por ejemplo, de la historia de Despicable Me (Pierre Coffin y Chris Renaud, 2010)— sobre “un cartero que acaba convirtiéndose en Santa Claus sin darse muy bien cuenta de cómo ha pasado”, se estrenará en las próximas Navidades.

En los tuits posteriores, Netflix “se viene arriba con el año nuevo” y nos informan de otras cuatro obras como bonus: A pesar de todo, temible comedia de Gabriela Tagliavini (Ladies’ Night) y los productores de Las chicas del cable (Ramón Campos, Teresa Fernández-Valdés y Gema Neira, desde 2017); Hogar, un thriller de Álex y David Pastor (Los últimos días) con el ubicuo Javier Gutiérrez (Crimen ferpecto) y Mario Casas (Toro); High Flying Bird, un drama deportivo de Steven Soderbergh —y van dos por su cuenta— y Tarell Alvin McCraney, guionista “ganador del Oscar por Moonlight [Barry Jenkins, 2016]”, con Kyle MacLachlan (Twin Peaks), André Holland (Castle Rock), Zazie Beetz (Deadpool 2) y Zachary Quinto (American Horror Story: Asylum); y Polar, adaptación de la novela gráfica del español Víctor Santos dirigida por Jonas Åkerlund (Lords of Chaos) y protagonizada por Mads Mikkelsen (After the Wedding), al que acompañan Vanessa Hudgens (Sucker Punch) y Richard Dreyfuss (Mr. Holland’s Opus).