En pleno revuelo por las incesantes acusaciones hacia figuras masculinas del mundo de Hollywood por abusos de índole sexual, hay uno que no pasa inadvertido para los fans de Harry Potter por mucho tiempo que pase y por muchos oídos sordos que los directivos de Animales fantásticos y dónde encontrarlos quieran hacer. Se trata de la acusación por maltrato hacia Johnny Depp por parte de la que fuera su mujer, Amber Heard.

La acusación, que aún continúa bajo investigación, parece encontrar cada vez más pilares sobre los que sostenerse, la última de ellas haciendo referencia al conocimiento por parte del equipo de Depp acerca de estos abusos. Pese a todo, el conocido actor interpretó el año pasado el papel de Gellert Grindelwald y lo volverá a interpretar en la próxima entrega de las películas del universo creado por J.K. Rowling, cuyo estreno está previsto para noviembre de 2018.

Con este escenario, una seguidora de la autora ha cuestionado en Twitter mediante una mención a esta la continuidad de Depp como un importante actor en dicha película. Para ello expone el caso de Jamie Waylett –que interpretaba a Crabbe en la saga original–, quien fue apartado de las últimas producciones por tenencia de drogas a pesar de ser un actor secundario. Termina el tweet rogando una corrección por parte de Rowling en caso de estar equivocada.

La respuesta de la autora ante esto parece no haber sido otra que bloquear a la persona culpable de tan incómoda pregunta. Incluso en el probable caso de que Rowling no tuviera nada que ver con las contrataciones de sus producciones, lo cual sería comprensible, la acción es de lo más inapropiada dado lo delicado del asunto. Sorprende especialmente dado el perfil crítico que mantiene en las redes sociales respecto a todo lo que concierne a los abusos hacia mujeres, algo que muchos ahora ponen en duda.

Todo es polémica

La acción por parte de Rowling no llega tampoco en el mejor momento para la propia película. Hace unos días, tras la primera imagen promocional de la película, la cual encabeza este artículo, los seguidores del mundo mágico volvieron a montar en cólera por el papel del actor en el filme. Durante las últimas jornadas las acusaciones se han prolongado hasta el punto de que el director de la película, David Yates, ha justificado así la presencia de Depp:

[...] me parece que hubo una persona que se aprovechó de la oportunidad y declaró algo. Solo puedo hablar acerca del hombre que veo todos los días: está lleno de decencia y amabilidad, y eso es todo lo que veo. Cualquiera que fuera la acusación, no encaja con el tipo de ser humano con el que he estado trabajando. [...] Así que, para mí, no merece más análisis. Es un caso cerrado.