Sabíamos que a Rajoy le gustan los catalanes, dice que "hacen cosas", que le gusta la figura del alcalde porque "el que quiere que sean los vecinos el alcalde", pero lo que no sabíamos es que era un amante de la ciencia, de las teorías de Galileo específicamente.

Durante la discusión de este martes en el Congreso de los Diputados sobre la moción de censura presentada por Unidos Podemos contra Mariano Rajoy, el presidente del Gobierno ha intentado explicar el estado de la situación política del país con una supuesta cita del astrónomo, filósofo, ingeniero, matemático y físico italiano, Galileo Galilei: "Como decía Galileo, el movimiento siempre se acelera cuando se va a detener".

La intervención ha causado muchas reacciones en las redes sociales y muchos usuarios de Twitter han utilizado supuestas citas de Galileo para burlarse de la frase de Mariano Rajoy.

Más allá de las reacciones, ¿es correcta la cita de Rajoy? ¿Se le atribuye verdaderamente a Galileo? Técnicamente, el presidente del Gobierno tiene razón, aunque con matices. Según la primera Ley de Newton, que establece el principio de la inercia, "si no se aplica ninguna fuerza a un cuerpo o la resultante de las fuerzas que se le aplican es nula, éste no modificará su estado de reposo o de movimiento, es decir, que se mantendrá en reposo si estaba en reposo o en movimiento rectilíneo uniforme si se encontraba en movimiento".

Sin embargo, Mariano Rajoy ha especificado en su discurso que el "movimiento siempre se acelera", cuando es el objeto el que modifica su estado, no el movimiento. Además, el presidente se ha referido a Galileo Galilei. El investigador, anterior a Isaac Newton, estableció de forma amplia los principios que luego desarrollaría el británico. En 1632, Galileo introdujo en su obra Diálogos sobre los dos grandes sistemas del mundo, ptolemaico y copernicano el principio de la inercia, introduciendo un nuevo concepto de fuerza como causa de la modificación de un movimiento.

Así, un objeto en movimiento para detenerse se tiene que acelerar, según ha explicado también la Real Sociedad Española de Física en su cuenta de Twitter. La aceleración ha de ser negativa para que el objeto en movimiento se detenga; es decir, debe acelerarse en la dirección de la velocidad que lleva pero en sentido contrario. Un principio básico de la mecánica que, en sentido amplio, estableció Galileo, aunque luego fuera sintetizado por Newton.

"Para que un cuerpo en movimiento se pare, debe sufrir una aceleración. En sentido contrario a su movimiento, pero aceleración al fin y al cabo", explica a Hipertextual Saúl Ares, subdirector de la Revista de Física de la RSEF. "Galileo ya hubiese sido consciente de esto, pero dudo que lo dijese, es terminología demasiado moderna. No lo habría podido expresar en términos modernos, porque sin el cálculo diferencial que inventaron Newton y Leibniz no se puede definir el concepto contemporáneo", puntualiza el experto.

No es la primera vez que Mariano Rajoy ha utilizado la inercia en sus discursos y ha dado alas a sus dotes lingüísticas. En este caso, no sabemos si el presidente del Gobierno ha utilizado el principio de la inercia como la primera ley de Newton o si pretendía hacer una interpretación política sobre la moción de censura que ha presentado Unidos Podemos en su contra. Sea como fuere, la cita científica de Rajoy nos ha dejado claro que los movimientos, políticos o no, y sus aceleraciones son más complicadas de lo que creíamos.