La moda de los spinner parece no tener freno y lo que parecía una simple corriente pasajera, lleva ya con nosotros varias semanas. Se ha debatido largo y tendido sobre sus posibles beneficios e inconvenientes, son muchas las opciones disponibles para su compra e incluso múltiples colegios prohíben el uso de dicho pasatiempo a sus alumnos. La fiebre del spinner continúa.

Por ello, es fácil entrar a YouTube y toparse con decenas, si no cientos, de vídeos que utilizan este peculiar objeto de cualquier forma imaginable. El que hoy nos ocupa es el que retrata la creación de un spinner XXL que su mismo creador, Lauri Vuohensilta, califica como el spinner manual más grande del mundo. Con sus cuatro piezas creadas a través de una impresora 3D, con un total de 20 horas de impresión, y unidas mediante tornillos, este incómodo y pesado girador ronda los 15 kilogramos.

Y sí, hablamos de un spinner funcional pero que, como queda claro en el vídeo, no parece demasiado cómodo o portátil. Eso sí, el ejercicio de brazos nunca viene mal y, menos, de cara al verano.

👇 Más en Hipertextual