Antes de seguir leyendo cualquier palabra más, mira el vídeo que aparece en la parte superior de estas líneas (no leas más, dale al play, ¡ya!). Una vez que lo hayas hecho, te darás cuenta de que es una campaña publicitaria genial, en la que unos aspirantes asisten a una entrevista de trabajo vía videollamada.

A medida que pasan los minutos, las personas están cada vez más perplejas por los requisitos de este trabajo: 365 días de la semana, 24 horas al día y no cobrar un salario por ello. Justo cuando iban a colgar, la persona que está al otro lado de la pantalla les afirma que hay una serie de personas que ya han aceptado este trabajo: las madres. Una bonita manera de celebrar el próximo "día de la madre" y recordar todo lo que hacen (y han hecho) por nosotros.