entrevistas

Francisco Denis (‘Jack Ryan’ T2): «Ha sido gracioso hacer algo sobre Venezuela desde la perspectiva de Hollywood»

- Oct 25, 2019 - 10:04 (CET)

Ficha del entrevistado

Francisco Denis

Actor y productor venezolano, Francisco Denis tiene su propia compañía de teatro en Venezuela, y ha actuado en más de una veintena de películas en su país natal. Encarnó a Miguel Rodríguez Orejuela en la serie de Netflix Narcos, y actualmente se pone en la piel del General Ubarri en Amazon, para la segunda temporada de Jack Ryan.

Jack Ryan estrena su segunda temporada en Amazon Prime Video. La nueva historia lleva al icónico agente de la CIA a Venezuela mostrando las conflictos humanos propios del contexto del país. El actor venezolano Francisco Denis encarna al General Ubarri, mano derecha del Presidente Nicolás Reyes.

Hemos charlado con Denis para que nos cuente más sobre el personaje, la forma en la que su país es retratado en la serie y sus nuevos proyectos.

Como venezolano, ¿qué opinión te merece la forma en la que Venezuela está retratada en la serie?

Yo creo que a diferencia de lo que estábamos acostumbrados, a cómo Hollywood lo retrataba, a veces de manera un poco esquemática o prejuiciosa, de un país Latinoamericano bananero… Yo creo que en este caso se ha hecho con bastante respeto. Aunque no es la intención de la serie hacer un retrato político de la situación que está viviendo Venezuela. La intención no es esa, sino enmarcar en un país en conflicto situaciones que son las que vive el personaje de Jack Ryan en su historia.

Antes, Jack Ryan pertenecía a estos personajes ligados a la Segunda Guerra Mundial, a la guerra sucia, al conflicto entre Estados Unidos y Rusia. Pero ese ya no es el caso en este momento, sino los conflictos internacionales. Por ejemplo, en la primera temporada tocan el conflicto de los países árabes. Ahí no aparece ISIS como tal, no aparece Bin Laden, en ese contexto lo interesante es cuáles son los conflictos humanos que viven los personajes. Entonces en el caso venezolano es igual. No es tanto hablar sobre el problema político, porque para eso uno lee el periódico. Lo interesante es cuál es el conflicto humano de los personajes que viven en ese contexto. Entonces creo que se ha hecho con mucho respeto el tema venezolano en este caso.

Los personajes hoy en día son cada vez más complejos. Antes había una línea muy clara entre “buenos” y “malos”, pero Ubarri no parece encajar en ninguna categoría. ¿Cómo lo describirías?

Bueno, es como cuando tu mejor amiga te traiciona con tu novio o tu esposo. Ese es el conflicto de Ubarri. Es “algo está mal, algo estamos haciendo mal, pero ¿qué hago? ¿Lo denuncio o me callo la boca?”. Y en ese sentido eso puede pasar en Venezuela, en México, en Estados Unidos, en España… Siempre digo una frase de Hamlet: “Algo está podrido en el Reino de Dinamarca”, algo está funcionando mal, y Ubarri sabe. El arco dramático de Ubarri quizás es de los más interesantes de la serie.

¿Cómo llegas a este proyecto?

Como uno llega a estas cosas. A veces te llaman porque han visto tu trabajo y les parece que encajas bien como actor. En este caso fue una audición, un casting. No sabía que era Venezuela, trabajé sobre escenas con “mi esposa”, era una pareja. Entonces sabía que había algo, podía asumirse que era con Venezuela, pero no era obvio. Una vez que obtuve el papel supe de qué iba la cosa. Me pareció además muy gracioso hacer algo sobre Venezuela desde la perspectiva de Hollywood.

¿Y te gustaría participar en más producciones del estilo de Hollywood?

Hollywood, o Bollywood, o como el próximo proyecto que tengo, que es una producción de muy bajo presupuesto en Venezuela, pero con un director que quiero muchísimo y con un guión excelente. Para mí lo más importante es hacer buenos proyectos, ¿no? Puede ser en cualquier contexto. Claro, con Hollywood se gana mucho dinero, y aparece en todas partes, y vas para España, y estás en el hotel Villa Magna, y todo eso que está buenísimo y es muy chévere, pero mi carrera no la hago para ir a una alfombra roja. No es eso, sino trabajar, por ejemplo, en este caso con Jack Ryan trabajé mucho con Jordi Mollá, quien me parece un actor fantástico, y creo que hicimos un match entre los dos bien chévere e interesante, y eso me llena de felicidad. Poder compartir con gente talentosa.

¿Prefieres actuar en español o en inglés?

Por supuesto en español, actuar en inglés es como tocar el piano con guantes. Me cuesta mucho, pero ya cada vez menos. Tengo entrenamiento de inglés casi todos los días. Al principio es muy complicado, porque actuar para mí es un juego, y en este caso como no puedo improvisar porque entonces el otro actor me va a salir con algo también, y pienso “ahora cómo lo agarro”. Cada vez menos, pero sí es difícil.

¿Conocías el universo de Jack Ryan?

Sabía de Tom Clancy y las novelas de Jack Ryan, pero creía que era como un 007. Pero no, es un personaje interesante porque… y eso aparece en la primera temporada, Jack Ryan es un chico de oficina. Medio torpe, pero con la cosa heroica. Es todo lo contrario a 007. Es más bien tipo de oficina, pero muy inteligente, un cerebro.

Y hablando de adaptaciones de libros, ¿hay algún libo o personaje que te gustaría interpretar?

Bueno, Shakespeare es siempre fascinante. Los personajes… sí. Eso sería el reto más grande, hacer en cine algo shakesperiano. Son personajes muy complejos, con arcos dramáticos que dan vueltas por todos lados. Digamos, desde el punto de vista psicológico, son muy fuertes.