Sony NEX5T disparador
análisis

Sony NEX 5T

- Nov 22, 2013 - 16:30 (CET)

Ficha técnica

Frontal II NEX5T

  • Sensor: CMOS Exmor™ APS HD de 16,1 Mp.
  • Procesador: BIONZ.
  • Sistema de enfoque: híbrido, por detección de fases y de contraste.
  • Montura: E (compatible, mediante adaptador, con montura A)
  • Obturador: de control electrónico (1/4000-30″)
  • Rango ISO: 100-25600
  • Pantalla: LCD de 3″ que se inclina 180º
  • Vídeo: FullHD a 50 fps en formato AVCHD y mp4
  • Tarjetas: SD/SDHC/SDXC y Memory Stick PRO Duo.
  • Peso: 218 gr.
  • Tamaño: 110,8×58,8×38,9 mm
  • Otros: Flash Externo (incluido)

La Sony NEX 5T es una cámara CSC de gama media. Es una revisión del modelo anterior (Sony NEX 5R), con nuevas posibilidades de conectividad. Y, por supuesto, mantiene la gran calidad de imagen de los sensores APS-C de la casa.

La Sony NEX 5T no tiene un escalafón claro dentro de la gama NEX, sobre todo si tenemos en cuenta las nuevas incorporaciones y la desaparición de la denominación NEX. Está por encima de la NEX 3N, la cámara de entrada al sistema, pero por sus características podría estar más alto, sobre todo si atendemos a su calidad de imagen, que al fin y al cabo creemos que es lo más importante.

Pero estas cámaras tienen un gran problema que los responsables de Sony deberían estudiar si quieren ocupar el trono de las EVIL: los objetivos de serie. Hacía tiempo que no veía un objetivo con tantos problemas como el Sony E 16-50 mm f/3.5-5.6 OSS. Es increíble que una marca de tanto prestigio tenga en su catálogo algo semejante. Un sensor de probada calidad no merece semejante artilugio. En serio.

Tres cuartos NEX5T

Dejando de lado este tema, que veremos más tarde, la Sony NEX5T es una cámara excelente. De hecho, es una mera revisión del anterior modelo. La única novedad es la conectividad. Además de la consabida y ya común conexión Wi-Fi, añade el novedoso sistema NFC (Near Field Communication) que permite, con solo acercar dos dispositivos compatibles, transferir información. Algo que muy pronto será la norma.

El cuerpo, que sigue la novedosa línea de los modelos NEX, no defrauda y, aunque sea muy estrecho y cualquier objetivo parezca mayor que él, da mucha seguridad a la hora de sujetarlo. En conjunto, es una cámara muy ligera, lo que hace que sea una compacta con un sensor de gran calidad.

Sony NEX5T frontal

Calidad de imagen

Pocas cosas nuevas se puede decir de este sensor que ya analizamos en el anterior modelo, la Sony NEX 5R. Estamos ante uno de los motivos por los que Sony ha ido escalando puestos en el mundo de la fotografía. Un sensor de 16 Mp, de tamaño APS-C y con el ruido controlado. ¿Que más se puede pedir?

Si observamos las fotografías de ejemplo, veremos que los archivos tienen un rango dinámico alto (vemos detalles en las luces y en las sombras) y un ruido controlado hasta los 3200 ISO. Aumentar más la sensibilidad es arriesgado, pero los dos últimos son inadmisibles. No entiendo por qué se empeñan en ofrecer algo que no sirve.

ISO NEX5T
ISO NEX5T

A 25600 ISO el resultado es una broma de mal gusto en la mayoría de las cámaras, y nadie en su sano juicio debería utilizar tal sensibilidad. Hay que tener en cuenta que las fotografías que veis están correctamente expuestas. Imaginaos lo que podría pasar si me equivocara en un diafragma… El detalle fino se pierde ya a 6400 ISO, pero a 12800 y a 25600 ISO el ruido de crominancia se come todo lo que puede.

El objetivo del kit

Aquí está todo el problema de esta cámara. Si alguien ve en las fotografías una línea recta en los extremos, por favor, que avise. La distorsión de barrilete que tiene el Sony E 16-50 mm f/3.5-5.6 OSS es intolerable. Está muy bien que se pueda corregir gracias al software y que los jpeg salgan perfectos por este motivo, pero si los usuarios buscan calidad y aprovechar el sensor tienen que ir pensando en comprarse otro objetivo para tener algo decente. No entiendo que se venda tan poca calidad. Es ir en su contra. Mucha gente creerá que el equipo es malo en su conjunto, y nunca recomendarán este equipo. Hace que el objetivo kit anterior sea bueno.

2500f_9,01_60 s
2500f_9,01_60 s

Y si nos ponemos a hablar del viñeteado, imaginaos qué puede pasar. A máxima apertura, las esquinas no es que sean oscuras, son negras. El problema es que aunque cerremos el diafragma, el resultado no mejora. Siempre hay una sombra de viñeteado que desaparece en cuanto solucionas la distorsión. Es decir, los fabricantes asumen la falta de calidad real del objetivo y dejan que todo lo solucione el software. Y a f22 la difracción es la reina del lugar.

Animación diafragma

Lo dicho, recomiendo comprar esta cámara, pero no recomiendo en absoluto el Sony E 16-50 mm f/3.5-5.6 OSS , es más, le pediría al vendedor que lo cambie por otro.

Manejo de la cámara

Es una pena que el objetivo se lleve todo el protagonismo ante una cámara que tan buenos resultados da. Su manejo es extremadamente sencillo y la pantalla táctil funciona a las mil maravillas. Todos los botones y diales están en su sitio y son muy cómodos, pero casi podríamos prescindir de ellos. Si el dueño de la cámara no se quiere leer el manual, no tendrá ningún problema para aprender a usarla.

Al ser una cámara de entrada, dirigida a un público que quiere buenos resultados sin complicaciones, carece de algunas cosas que los más avanzados van a echar de menos, como es el visor electrónico de sus hermanas mayores. No existe. Han prescindido de él para abaratar costes. Y muchos lo echamos de menos.

Otro elemento que no está por ningún lado, porque no existe en este cuerpo tan pequeño, es el flash. Es un accesorio incluido en el precio, pero predestinado, por su tamaño, a perderse en el fondo de la caja o en el fondo de la bolsa. Para muchos no es ningún problema, pero para mucha gente que le gusta usarlo para iluminar las fiestas será un problema, y probablemente incline la balanza de compra a otros modelos que lo tienen incorporado.

Sin embargo, no se han olvidado de la pantalla abatible, los modos de disparo originales, la conectividad de última generación, la compatibilidad de colores con los televisores Bravia de la misma marca, etc. Todos estos elementos son accesorios, pero, a menudo, son los que acaban decantando la balanza entre comprar o no. Aunque yo me fijaría más en su excelente sensor.

Conclusión

8
10

La Sony NEX 5T es una cámara muy buena, pero a la que pierden los detalles. No me cansaré de decir que por el precio que tiene (699€) es una de las mejores cámaras que podemos encontrar. Siempre y cuando tengamos el valor y el arrojo de prescindir del objetivo del kit o pedir que nos lo cambien en la tienda, aunque sea pagando un poco más. Todos saldríamos ganando. Nosotros con una calidad mayor, el vendedor con más dinero y el fabricante podría dejar la producción de semejante cosa para hacer otras mejores que le dieran más prestigio.

He valorado la cámara muy alto porque he intentado fijarme sólo en la facilidad de manejo y en la calidad del sensor. Esta cámara, con el Sonnar T* E 24 mm F1.8 ZA sería imbatible. Claro que entonces costaría el doble. En cualquier caso, es una cámara ideal para un usuario medio que quiere calidad profesional por menos de 700€ . Y os aseguro que nadie saldrá defraudado.


Pros

  • La calidad del sensor.
  • La calidad de construcción.
  • Facilidad de manejo.
  • Excelente relación calidad/precio.

Contras

  • El pésimo objetivo del kit.
  • La falta de visor electrónico.
  • El pequeño flash.
  • Y de nuevo el objetivo.