Comienza IFA 2014, y comienza con un plato fuerte como es ASUS. El fabricante asiático ha convocado a los medios en la preciosa ciudad de Berlín para presentar sus nueva gama de productos. Una nueva gama de productos entre la que destaca el nuevo ASUS EeeBook, un ultrabook con complejo de netbook que pretende satisfacer a los usuarios más básicos con un hardware de calidad a un precio rompedor.

En el interior de este ASUS EeeBook (X205) encontramos un procesador Intel Atom de cuatro núcleos, acompañado de 2 GB de memoria RAM y una unidad de almacenamiento interno de 32 o 64 GB –con 500 GB de almacenamiento en la nube gratuito durante dos años–. Un conjunto con poca potencia pero más que suficiente para el público más básico, el cual usa los ordenadores para navegar por internet y tareas de ofimatica básicas en el 90% de las ocasiones.

Compite contra los Chromebooks, pero parte con una gran ventaja: WindowsPor otra parte, encontramos un panel LED de 11 pulgadas con una resolución de 1366 x 768 pixeles, conectividad Bluetooth 4.0, Wi-Fi a/b/g/n dual-band, micro-HDMI, ranura para tarjetas SD, cámara frontal VGA, batería de hasta 12 horas, un grosor de 17.5 milímetros y un peso de algo menos de un kilogramo (980 gramos). Como no puede ser de otra forma, el sistema operativo que incorpora de serie es Windows 8.1.

Lo que realmente hace interesante a este dispositivo es su precio de solo $199, que hace que este ASUS EeeBook entre a competir de lleno con los Chromebooks tanto por precio como por especificaciones técnicas. Eso sí, este ASUS EeeBook parte con una gran ventaja, y es el sistema operativo que incorpora de serie (Windows 8.1), el cual es mucho más versátil y menos dependiente de una conexión a internet que los Chromebooks –algo esencial en algunos ámbitos como el escolar (uno de los nichos que pretende atacar ASUS con este nuevo ultrabook de gama de entrada)–.