El producto estrella de finales de 2013 y de lo que llevamos de 2014 han sido los wearables, en el que hemos visto productos muy diversos, desde el smartwatch de tinta líquida de Pebble, el Gear S de Samsung que podrá funcionar de forma totalmente independiente, o la plataforma de Google Android Wear, con diversos smartphones como el Moto 360 o el LG G Watch R. Sólo faltaba la respuesta de Apple, de la que conocíamos muy poco y se ha mantenido muy en secreto, pero finalmente hoy se ha presentado de forma oficial el Apple Watch.

2 tamaños y con una gran capacidad de personalización: así es el nuevo Apple Watch.Tras el anuncio del iPhone 6 de 4.7 pulgadas y 5.5 pulgadas, Tim Cook ha introducido con el ya famoso One More Thing el nuevo Apple Watch, que llegará en tres modelos: normal, Sport (con resistencia especial) y Edition, de oro de 18 quilates, y tendrán la posibilidad de cambiar su correa, como en otros smartwatches y contará con una pantalla táctil, así como un botón de ruleta y un botón para ir navegando entre los distintos menús, además de tener una resistente pantalla de zafiro y compatibilidad exclusiva con el iPhone, algo lógico con respecto a lo visto por otros productos de Apple.

Además, contará con 4 sensores para tener un control más preciso de tu cuerpo. Dichos sensores serán infrarrojos, LED, sensores que detectarán el pulso, así como giroscopio y acelerómetro, y junto al GPS y WiFi del smartphone, podrás llevar un registro preciso de tu actividad diaria. Contará con un chip construido exclusivamente para el Appple Watch, denominado S1, además de una carga inductiva la cual irá adherida en la parte trasera del módulo del Apple Watch. El Apple Watch estará disponible en 2 tamaños y tendrá con un total de 6 correas diferentes, intercambiables fácilmente, y las cuales irán orientadas según el tipo que quieras, si un modo elegante o algo más deportivo.

Su interfaz es uno de los mejores aspectos del nuevo smartwatch de Apple, ya que va orientada totalmente hacia lo que debe ser un smartwatch, dejando atrás el pinch-to-zoom, y centrándose más en una combinación de botones físicos y gestos de deslizamento laterales. La pantalla será capaz de reconocer la presión aplicada sobre la misma, algo tremendamente interesante para poder añadir distintas opciones a la hora de seleccionar un mismo menú. Por ejemplo, el «Force Touch» te permitirá elegir o customizar la pantalla que muestra tu Apple Watch, un movimiento adecuado para dejar atrás en pinch-to-zoom en una pantalla tan pequeña y mantener la versatilidad.

El control de voz y la orientación al fitness es hacia dónde deben ir los smartwatches.Otra cualidad que los de Cupertino han sabido añadir al Apple Watch es la falta de teclado: sería imposible escribir en una pantalla de esas características, por lo que el envío y respuesta de mensajes irá controlado totalmente por voz, concretamente por Siri, el cual viene integrado de forma total en el Apple Watch, proponiendo posibles respuestas a mensajes de forma automática para ahorrar tiempo. Además, Apple quiere añadir aún más valor al Apple Watch presentando WatchKit, un SDK que permitirá a los desarrolladores mostrar todas las notificaciones que lleguen a nuestro dispositivo Apple, y no solamente las apps de sistema. Continuando con el tema de apps, Apple también ha presentado dos nuevas apps, llamadas Fitness y Workout, las cuales van orientadas (obviamente) al apartado de la salud y al deporte, algo que ya se veía venir por la presentación de HealthKit este pasado junio.

En cuanto a compatibilidad, el Apple Watch será compatible con el iPhone 5 o modelos superiores, probablemente debido a la conexión Bluetooth, y contará con compatibilidad para Apple Pay, por lo que podrás pagar con tu propia muñeca. En términos de batería Apple no ha comentado nada al respecto, por lo que suponemos que no será demasiado diferente en duración con respecto a otros modelos, ya que Apple no ha presumido de ello como hace en otras ocasiones. Pasando a precio y disponibilidad, el Apple Watch llegará al mercado por 349 dólares en el modelo más básico y llegará al mercado a principios de 2015.