Todos los días generamos enormes cantidades de información en las redes sociales y es posible que ni siquiera estemos plenamente conscientes: tweets, estados de Facebook, fotografías, check-ins, un registro detallado de nuestras vidas que se encuentra a disposición de todos en Internet y sobre el cual, sin embargo, no tenemos completo control. No es frecuente que nos tomemos la molestia de respaldar los datos de nuestras redes sociales, y es posible que ni siquiera nos hayamos dado cuenta de que existe la opción de hacerlo.

Facebook

Facebook permite respaldar tu cuenta de manera nativa. Estando dentro de tu cuenta de Facebook, haz clic en el icono de flecha (el triángulo invertido) situado en la esquina superior derecha, y luego en Configuración. En esa sección, abajo, te aparecerá un enlace denominado “Descarga una copia de tu información”. Esta opción te llevará a una página donde deberás solicitar tu archivo (toda la información que has compartido en tu muro, incluyendo publicaciones privadas, fotos e información del perfil). Luego de hacer clic, iniciará la descarga de un archivo .zip, que puede ser bastante pesado dependiendo de qué tanta información contenga tu cuenta de Facebook (el mío pesaba sobre 30 Mb y yo prácticamente no uso Facebook).

respaldar redes sociales

Twitter

Twitter también contiene una opción nativa que permite descargar todo tu historial de tweets. Para encontrarla, deberás ir a la opción “Configuración”, de allí a “Cuenta”, y en esa página al final encontrarás el enlace llamado “Solicita tu archivo”. Una vez que hagas clic ahí, deberás esperar a que Twitter te envíe un correo electrónico indicándote que tu archivo se encuentra disponible para descargar. Este archivo puede tardarse un poco en llegar, y contendrá todos tus tweets en formato HTML. Precaución al revisarlo: leer tus primeros tweets y las cosas que has dicho a lo largo de los años puede ser sumamente vergonzoso.

respaldar redes sociales

Google Plus

Desde tu cuenta de Google, debes ir a Configuración de cuenta, y de allí a Herramientas de datos. Donde dice “Seleccionar los datos para descargar”, ese enlace te llevará a Google Takeout. Takeout es un servicio compatible con 21 productos de Google, desde Drive hasta YouTube y Blogger, que sirve para exportar todos tus datos desde cualquiera de esas cuentas, así que ahí puedes seleccionar qué datos quieres descargar y Takeout creará el archivo personalizado. Ojo con las cuentas que seleccionas, pues por ejemplo, descargar toda tu cuenta de Gmail puede ser un compromiso bastante extenso, y si seleccionas todas tus cuentas vinculadas con Google, es posible que la mera creación del archivo se tome días enteros.

respaldar redes sociales

Instagram

A diferencia de los anteriores, Instagram no ofrece un mecanismo propio para descargar tus fotos, de modo que existen servicios de terceros, como Instaport, que sirven para lo mismo. Instaport requiere tener acceso a tu cuenta para generar un archivo descargable, es gratuito y funciona bastante bien.

Respaldar redes sociales con IFTTT

Personalmente no soy demasiado fan de darle acceso a mis cuentas a aplicaciones externas fantasmas, y también creo que es útil tener en marcha herramientas que hagan respaldo sobre la marcha, así que recomiendo usar IFTTT para hacer -por ejemplo- respaldo automático de tus fotos de Instagram a medida que las vas subiendo. Con IFTTT puedes respaldar tus fotos en Dropbox, en Google Drive, en Evernote, en OneDrive, en Flickr, Picasa o en tu correo electrónico. Igualmente, en IFTTT puedes preparar recetas para generar respaldos sobre la marcha de un montón de otros servicios, sólo tienes que explorar lo suficiente.

Sea cual sea la elección que tomes, mi recomendación es que no esperes al World Backup Day para tomar acciones con respecto a la información de tus redes sociales: podría ser demasiado tarde.