Hasta ahora no nos ha dejado de parecer curiosa la renuencia de parte de la gente de AMD a entrar en la batalla por los procesadores para dispositivos móviles. Y es que si bien en Intel no han terminado de dar el brazo a torcer ante ARM, y hacen lo que pueden por posicionar sus procesadores x86 en el segmento tablet, en AMD habían venido ignorando del todo la posibilidad de entrar en la guerra de los móviles.

No obstante, el popular fabricante de semiconductores ha estado trabajando durante los últimos meses duramente en el desarrollo de procesadores ARM. Estos procesadores estaban destinados a servidores, y no venían con integrados gráficos, sino que se trataban de CPUs que trabajan de manera independiente, muy similar a como se han venido haciendo las cosas en el mercado tradicional.

Para hacer las cosas más interesantes, en AMD nos han traído una grata sorpresa, SkyBridge, una plataforma que permitirá que los chips ARM y x86 diseñados por AMD funcionen indistintamente en el mismo socket de una placa madre. Esto representará un salto realmente grande en la conciliación de las dos arquitecturas, que seguramente propulsará enormemente el uso de procesadores ARM en entornos corporativos y domésticos.

AMD anuncia sus planes futuros, dará el salto a Android y planea integrar ARM y x86

Pero no era esa la única buena noticia que nos tenían preparada. Finalmente el fabricante de semiconductores ha decidido lanzarse al agua, y han anunciado que para el año que viene tendrán listos sus SoCs (System on a Chip) basados en ARM Cortex-A57, que darán vida a los primeros tablets con procesadores AMD. Estos chips, como es lógico, sí que contarán con un integrado gráfico basado en la plataforma Radeon de AMD.

Los nuevos chips ARM para tablets de AMD estarán arropados por la plataforma Puma+, y se tratará de procesadores de 64 bits y construidos con proceso de 20 nm.