Cuidar la gama media y baja es casi tan importante para un ecosistema como cuidar la gama alta. En Nokia saben eso desde hace muchos años –basta con ver el excelente trabajo que hicieron en esos nichos de mercado durante el año 2013 para confirmarlo–, por lo que, para complementar a la familia Nokia X lanzada en el Mobile World Congress 2014 de Barcelona y al recién presentado Nokia Lumia 930, la compañía de Microsoft ha presentado el nuevo Nokia Lumia 630 y el Nokia Lumia 635, dos smartphones de gama media-baja que pretenden volver a repetir el éxito que lograron sus hermanos Nokia Lumia 520, Nokia Lumia 620 y Nokia Lumia 720 durante el pasado año 2013.

En cuanto a diseño se refiere, ambos dispositivos comparten exactamente las mismas líneas, las cuales parecen una combinación del Nokia Lumia 625 y del Nokia Lumia 620, ambos presentados el pasado año. Asimismo, también estará disponible en una gran variedad de colores, entre los que se incluye el blanco, negro, naranja, amarillo y verde. No obstante, al ser carcasas de policarbonato intercambiables, podremos cambiar el color del dispositivo fácilmente una vez lo hayamos adquirido.

Tal y como hemos comentado, el Nokia Lumia 630 y el Nokia Lumia 635 son smartphones de gama baja, y así lo demuestran sus especificaciones técnicas:

  • SoC: Qualcomm Snapdragon 400
  • RAM: 512 MB
  • Memoria interna: 8 GB + microSD
  • Pantalla: 4.5 pulgadas con resolución de 854 x 480
  • Cámara: 5 megapixels sin flash LED
  • SIM: dual-SIM (solo en el caso del 630)
  • Conectividad: Wi-Fi a/b/g/n/ac, 4G LTE (solo en el 635) y Bluetooth 4.0

El Nokia Lumia 635 trae además conectividad 4G LTE y sólo una ranura SIM, mientras que el Nokia Lumia 630 opta por una configuración más “básica” incorporando conectividad 3G y dual-SIM. Llegarán a partir del mes de mayo, empezando por países emergentes como Asia y Latinoamérica y, en julio, llegarán a EEUU y probablemente a Europa. Su precio recomendado parte de los 159 dólares.