Ahora que el año comienza a tomar fuerzas, estamos viendo que un aluvión de buenos dispositivos. Ya va llegando el momento de que en Intel comiencen a cumplir esa promesa de traer al mercado tablets con precios ridículos. Esta vez le ha tocado a Acer dar el paso adelante para presentar un slate de lo más interesante.

Se trata del Acer Iconia B1-730 HD, que recientemente han presentado los taiwaneses. No se trata de otra cosa que de una evolución del B1-720 que hace algunos meses presentaron. Así, el procesador MediaTek de dos núcleos a 1.3 GHz que llevaba el modelo 720, ha sido sustituido por un Atom Z2560 a 1.6 GHz que con plena seguridad se va a traducir en un gran empuje de potencia.

Pero no solo el procesador se ha beneficiado con este apretón de tuercas, y ahora tendremos el doble de memoria (1GB de RAM), y la pantalla de 7 pulgadas también ha visto mejorada su resolución hasta los 1.280×800 píxeles.

Aunque el precio ha quedado en los 140 euros, bastante por encima de los 100 dólares que Intel nos prometió el año pasado, la verdad da gusto ver que la reducción de los precios no deja tanto que desear en términos de potencia, y ya comenzamos a ver buenos productos en el segmento bajo.