Desde hace varios días venimos comentando el hecho de que el soporte oficial para Windows XP terminará este 8 de abril, en menos de 3 meses, y luego de estar a la cabeza de los sistemas operativos de escritrorio en el mundo por más de 12 años, Windows XP morirá.

Pero, aunque el sistema operativo ya tiene fecha de expiración, el día de hoy los de Redmond han anunciado que el soporte antimalware para Windows XP continuará activo por al menos un año más, hasta el 15 de abril del 2015. Todos los productos XP continuarán recibiendo actualizaciones de las firmas antivirus hasta esa fecha, a través de Microsoft Security Essentials. Sin embargo, a pesar de este movimiento, y de que Windows XP continuará recibiendo actualizaciones de seguridad en sus últimos días como un último respiro agonico, Microsoft sigue recomendando que actualicemos a un sistema operativo más reciente.

Lo mejor que podemos hacer como usuarios, si aún tenemos instalado Windows XP, es pensar en un plan B para nuestros ordenadores, instalar una nueva versión de Windows, de preferencia Windows 7 o Windows 8, y pensar que Windows Vista nunca existió. La tendencia sigue siendo actualizar a Windows 7, y por más que Microsoft lo desee, el adiós a XP no va a promover más el uso de Windows 8.

Si ves la muerte de Windows XP como una oportunidad para probar algo nuevo, y darle vida a tu ordenador en lugar de ponerte el traje de luto, puedes probar a instalar alguna distribución de Linux para ordenadores de pocos recursos, que es usualmente la razón que tienen algunos para permanecer usando esta versión del sistema operativo de Microsoft que ya hace tiempo se quedó en el pasado.

Por suerte si no te gusta hacer las cosas apurado, y te estás desayunando la noticia de que en pocos meses tu sistema quedará en el olvido, al menos aún tienes un año más antes de que las actualizaciones de seguridad te abandonen por completo y quedes a merced de los monstruos.