Soplan vientos favorables al velero Windows Phone. 2013 ha sido un año tremendamente positivo para la plataforma móvil de Microsoft, donde han conseguido erigirse como una alternativa sólida a iOS y Android, dejando a BlackBerry fuera de la carrera por el tercer puesto. De hecho, Windows Phone ya aspira al segundo puesto, y en algunas regiones ya es un hecho esta conquista. Pero le quedan varios retos para su futuro en 2014. Aquí van algunos nombres propios.

Windows Phone 8.1

centro de notificaciones de windows phone

De Windows Phone 8 me gusta mucho, de entrada, la propuesta de su interfaz, una alternativa a iOS y Android que no replica ni versiona su diseño, sino que tiene su propio estilo. Pero tiene algunas lagunas a día de hoy. Se nota que como plataforma tiene menos recorrido. Algunas de esas carencias se corregirán en Windows Phone 8.1, como el esperado centro de notificaciones (por fin) y algunos detalles más que irán puliendo la experiencia de uso. Se va a tardar casi dos años, pero parece que por fin llegará la próxima actualización mayor.

Lumia 929: el Lumia definitivo

Nokia Lumia 929

Durante los días previos al Nokia World 2013, en medio de tantas filtraciones y rumores previos, se destapó la llegada del Lumia 1520 como gama alta de 6 pulgadas. Pero también se indicaba que el 1320 sería una réplica del 1520, con las mismas especificaciones, pero de 5 pulgadas. Finalmente fue al revés: las especificaciones fueron más pequeñas, el tamaño fue el mismo. Eso dejó un vacío, el de un Lumia de gama alta de 5 pulgadas, el tamaño rey de los smartphones de este segmento en 2013. Nuevos rumores apuntan a que sí lo veremos en breve: un quad-core con pantalla Full HD de 5 pulgadas y 2 GB de RAM, además de una cámara probablemente como la del 1520. Con el nombre de Nokia Lumia 929.

La compra de Nokia le hace ganar enteros

Nokia Lumia

Hay muchos lamentos por la compra de Nokia por parte de Microsoft. Soy el primero al que le apena no seguir viendo a los finlandeses pelear por sí mismos, viendo cómo el pez grande se come al pez pequeño (que en su momento fue enorme, dicho sea de paso). Pero creo que gana más Microsoft con Nokia de lo que pierde Nokia con la compra. Tener a los 32.000 empleados que han llevado a Nokia a donde está hoy en día hará que Microsoft, además de controlar de forma oficial tanto hardware como software, tenga dentro de sus oficinas a expertos en crear smartphones. El personal, la parte humana, es el mejor recurso que puede dar un empujón a Windows Phone. ¿Qué mejor que la de un fabricante que ha sabido reinventarse como nadie?

Integración Lumia + Xbox One

Nokia Lumia + Xbox

Me parece una obviedad tan grande que no acabo de comprender por qué no hay más expectación con esta combinación. Microsoft es el único player que tiene un ecosistema completo como para hacer frente a Google, y es algo que no tiene ni Samsung, ni Apple, ni BlackBerry ni ningún otro. Parte de ese ecosistema incluye a la suma de la plataforma Xbox y los terminales Windows Phone, que deberían entenderse a la perfección pero a día de hoy todavía no lo hacen.

Su combinación no pasa de una plataforma dentro de los Windows Phone con juegos de todo tipo, pero no desde luego a lo que podría llegar, algo así como una verdadera segunda pantalla más allá de SmartGlass, o incluso tener en los dispositivos Lumia un sustituto de PS Vita como plataforma de juegos sincronizada con los de sobremesa. Esto desde luego no será tarea fácil, y hará falta tanto controles físicos como un salto en la arquitectura de los terminales. Pero soñar es gratis, y no es tan descabellado que vayamos viendo una evolución lenta pero constante.

El apoyo de los desarrolladores

Hace un año, los desarrolladores sabían que la elección natural para monetizar sus aplicaciones era anteponer a la pareja Android + iOS. El esfuerzo hacia una tercera plataforma no estaba claro: ¿Windows Phone o BlackBerry 10? Hoy, esa duda ya se ha despejado con sólo ver la progresión de ambas. Si no se inclinaban hacia ninguna por no saber si realmente les iba a redituar, ahora ya tienen motivos para inclinarse por Windows Phone. En este 2013 han llegado Instagram, Vine, Waze

Latinoamérica y España

América Latina - Windows Phone

El pasado mes de agosto, Windows Phone se convertía en la segunda plataforma en Latinaomérica, dándole caza a BlackBerry, quien perdía la región que había sido su gran feudo, su resistencia; así como sobrepasando a iOS. Unos meses después, hablé de cómo España es una gran oportunidad para Windows Phone, y las últimas cifras avalan su crecimiento. Al final, ambas regiones son similares en cuanto a hábitos del mercado: una emergente y otra a la baja, pero con un mercado que parece encaminarse hacia zonas similares. Ahí puede estar la gran baza de Microsoft.

Por supuesto, me cubro las espaldas ante la obviedad: lo que ocurra en la realidad distará de todo esto. Más o menos en función de cómo obre Microsoft durante los próximos doce meses. Y seguramente distará hacia abajo, para peor. Como decía aquel poeta en 1866, “Joven enamorada: por mucha gramática que estudies nunca llegarás al futuro perfecto”. Pero realmente, así es como creo que se le plantea el 2014 a Windows Phone.