En la conferencia APU13 se ha hecho la presentación de la nueva APU AMD Kaveri. AMD ha anunciado que Kaveri mejorará en un 20% el rendimiento de la CPU, y un 30% el de la GPU. El buque insignia de esta nueva tecnología será el chipset A10-7850K que contará con 3.7 Ghz de frecuencia potenciados por cuatro núcleos que funcionarán con dos módulos Steamroller, otra tecnología propietaria de la compañía fabricante de procesadores y tarjetas gráficas.

La mayoría de las ventajas se deben a su novedosa arquitectura. APU ha sido el nombre que se le ha dado a estas nuevas piezas heterogéneas que combinan en un solo elemento la CPU y la GPU. Esto permite varias cosas que antes eran imposibles. El sistema y el procesamiento gráfico comparten la misma memoria RAM y gracias al conector HUMA pueden traspasarse entre ambos datos que antes tenían la necesidad de más procesos para ser enviados de un lugar a otro.

amd-kaveri

Las consolas de videojuegos Playstation 4 y Xbox One utilizan APUs desarrolladas por AMD. Y pueden significar, junto a AMD Mantle (la API para optimizar videojuegos de AMD) el impulso que la compañía necesita para establecer su tecnología. Si bien en teoría las mejoras introducidas por el conector HUMA son muchas es necesario que los desarrolladores de software optimicen sus creaciones para que utilicen esto, y teniendo en cuenta que Intel sigue siendo dominante en el mercado, era complicado que suceda.

Veremos en un futuro como la nueva generación de APUs se establece en el mercado y si termina convenciendo o no a los consumidores. Cuenta con atractivos innegables para hacerlo: por un lado la mejora de rendimiento, por el otro lado su reducido precio, debido al compartir componentes. Además, las expectativas de crecimiento de este híbrido entre CPU y GPU es mayor mientras más crezca el número de portátiles y tablets en el mercado, que pueden aprovecharse del menor espacio requerido por esta pieza.

Los primeros chips de la APU AMD Kaveri desembarcarán el 14 de enero de 2014, aún sin precio confirmado.