Google ha anunciado un cambio en la aplicación de YouTube que hará que los usuarios puedan disfrutar del contenido del portal en todo momento: la reproducción de vídeos offline. Por el momento se conocen pocos detalles (habrá más información en noviembre, que será cuando se lance el servicio), pero la compañía sí ha dado algunas pistas sobre cómo funcionará esta herramienta, que permitirá descargar un vídeo con la aplicación de YouTube para reproducirlo más tarde, cuando no haya una conexión disponible.

YouTube

Hay varios detalles que permiten especular sobre cómo funcionará el servicio. Para empezar, el anuncio se hizo en el blog para creadores de contenido. Es decir, parece que serán quienes suban los vídeos los encargados de decidir si quieren que estén disponibles offline o no. La idea es que puedan “llegar a los seguidores, incluso cuando no estén conectados a Internet”, así que también es posible que en un principio sólo se dé esta opción a determinadas cuentas.

Por otro lado, la descarga no se almacenará indefinidamente en el teléfono o la tablet del usuario, sino que únicamente estará allí durante “un corto período de tiempo“. ¿Cómo de corto? Hasta noviembre no lo sabremos con exactitud, pero según YouTube será lo suficiente como para ver un vídeo de camino al trabajo, pues lo que quieren es que no se interrumpa la posibilidad de acceder al contenido en este período. Claro que es una medida bastante poco precisa y podría ir de los 15 minutos a las dos horas. Cuanto más tiempo duren, más práctico será para los usuarios, aunque también cabe la posibilidad de que lo que se limite sea el número de reproducciones.

De momento hay que conformarse con estos datos, pues Google no ha querido dar más información. Por lo tanto, hasta noviembre no sabremos cómo funcionará el servicio, dónde se almacenarán los vídeos (se podría crear una lista de reproducción o un apartado específico en la aplicación de YouTube) o si el usuario podrá decidir el contenido que quiere descargar, cuándo hacerlo y hasta cuándo estará disponible.