Una de las tareas de mantenimiento de nuestro Mac más importantes y que debemos realizar cada cierto tiempo, y especialmente cada vez que instalemos alguna aplicación, es la reparación de permisos.

Reparar permisos es una labor muy sencilla que se puede realizar fácilmente desde la Utilidad de Discos de nuestro Mac. Pero si nos solemos olvidar de este tipo de tareas, una buena solución es automatizar esta acción utilizando Automator e iCal.

Con iCal programaremos la tarea de reparar los permisos, y con Automator daremos las instrucciones para que la tarea se lleve a cabo. La tarea podremos programarla semanal, quincenal o mensualmente, dependiendo del uso que le demos a nuestro Mac.

En primer lugar, debemos conocer el nombre que el sistema le está asignando a nuestro disco duro. Para ello, abrimos el Terminal (Finder-Aplicaciones-Utilidades-Terminal) y escribimos “diskutil list”. Pulsamos enter y aparecerá una lista de los diferentes discos conectados a nuestro Mac. Debemos fijarnos en aquel que ponga “Apple_HFS Macintosh HD”, y anotar el valor correspondiente de la columna “Identifier”, en mi caso “disk0s2”

automator-1

A continuación, abrimos Automator, y en la ventana de selección seleccionamos “Alarma de Calendario”. En la columna de la izquierda de Automator seleccionamos Utilidades, y dentro de este apartado (columna central) elegimos Ejecutar el script Shell y lo arrastramos a la columna de la derecha. Substituimos el texto “cat” por “diskutil repairPermissions disk0s2”, cambiando “disk0s2” por el que corresponda a vuestro disco duro.

Ahora sólo nos queda guardar este flujo de trabajo, para que nuestro Mac ejecute las órdenes cuándo deseemos que lo haga según lo programemos en iCal. Para guardar el flujo de trabajo, en la barra superior vamos a Archivo-Guardar y le asignamos algún nombre que describa la acción, como “Reparación de permisos programada”.

Se abrirá el Calendario, y veremos cómo se crea un evento con el nombre que le asignamos. Tan sólo nos queda asignarle la frecuencia que deseemos, pulsando sobre el evento y seleccionando editar. En la opción “Repetir” seleccionamos lo que más se ajuste a nuestras necesidades, y guardamos los cambios.

A partir de ahora, ya no tendrás que acordarte de reparar los permisos, ya que iCal lo hará por nosotros trabajando en segundo plano para el momento que hayamos programado la acción.