Hoy en día es habitual que, además del habitual ordenador, de sobremesa o portátil, tengas un teléfono móvil e incluso una tablet. En mi caso, utilizo indistintamente mi MacBook Pro y mi iPad por separado o como segunda pantalla. ¿No sería mejor usarlos a la vez, en combinación uno con otro? Entre las posibilidades existentes, un Mac y un iPad pueden compartir archivos, usarse como segundo monitor y también usar el iPad como segundo teclado con funciones especiales. Herramientas como HotKeys permiten convertir tu iPad en un teclado virtual con teclas personalizadas que ejecutarán órdenes en tu Mac. Veamos cómo funciona.

iPad como segundo teclado

La idea detrás de HotKeys es simple, pero no es tan fácil de aplicar y no siempre el resultado es el deseado. Por suerte, en este caso el resultado es muy bueno, conectando iPad y Mac sin cables, . Los únicos inconvenientes de HotKeys son cierto retraso de respuesta al pulsar la tecla y la necesidad de configurar cada tecla una a una manualmente.

Para empezar a usar HotKeys, necesitarás instalar la aplicación en tu iPad y en tu Mac. Las dos son gratuitas, algo de agradecer en estos casos, y se instalan fácilmente. Una vez finalizado el proceso de instalación, tendrás que acudir a tu iPad, que es donde realmente está toda la acción.

iPad como segundo teclado

Al abrirlo por primera vez, verás que su aspecto no es nada del otro mundo, y que el panel principal está repleto de teclas virtuales vacías. Desgraciadamente, HotKeys está en blanco, por lo que tendrás que configurar tú mismo las teclas a utilizar. El proceso es sencillo, aunque engorroso, pero así te aseguras de tener únicamente las teclas que necesitas. Cada tecla permite usar combinaciones de hasta cuatro teclas de tu teclado de Mac, incluyendo letras, números, símbolos y teclas de funciones. Además, a cada tecla le asignas un nombre personalizado. Por otro lado, HotKeys incluye un teclado preconfigurado para Adobe Photoshop, que puedes personalizar, por ejemplo traduciendo el nombre de cada función. Aparte de tu teclado personalizado y el de Photoshop, podrás crear cuantos paquetes de teclas necesites, normalmente para aplicaciones concretas. Al abrir determinada aplicación en tu Mac, tan sólo tendrás que seleccionar el paquete de teclas adecuado para empezar a usarlo.

Una vez configuradas las teclas que necesitas utilizar, ahora ya puedes realizar la conexión entre iPad y Mac. El requisito para realizar la conexión es que los dos dispositivos, Mac y iPad, utilicen la misma conexión inalámbrica. Teniendo el iPad encendido, conectado a la red y con HotKeys abierto, tan sólo tienes que tocar el botón de la parte inferior izquierda de la pantalla, con el símbolo de sincronizar. Aparecerá una ventana llamada «Sync» y podrás elegir el cliente, en este caso tu Mac. Luego abre la aplicación en OS X y aparecerá el nombre de tu dispositivo iPad, que a su vez mostrará el nombre del Mac. La conexión será inmediata y no se interrumpirá hasta que no cierres la aplicación en iPad o Mac o hasta que apagues uno de los dispositivos.

HotKeys no es perfecto. Para empezar, carece de perfiles preconfigurados para las aplicaciones más comunes. Sería interesante crear un espacio donde compartir entre usuarios combinaciones y así aprovechar el trabajo de todos. Sin embargo, la propuesta es buena y el resultado satisfactorio una vez configuradas las teclas a tu gusto.