Hoy en día, si estamos brindando un servicio social –ya sea una red social o un servicio derivado- si no tenemos una alternativa para marcas, vamos a perder proyección. Esto es algo de lo que Storify estaba enterado; por eso, hace algunas semanas, la plataforma de storytelling a través de redes sociales anunció su plan Storify for Business. ¿Cómo podemos usarlo? Bueno, lo primero es lo primero: tenemos que tener algo para contar. Hoy hablaremos un poco sobre cómo podemos aprovechar Storify para marcas.

Storify para Marcas

El primer acercamiento del servicio con los negocios se produjo también hace un par de meses, con la salida de un plan VIP exclusivo para grandes medios. La BBC fue uno de los primeros clientes, pero la empresa tenía que considerar también una alternativa para otro tipo de clientes, que no se caracterizaran por el trabajo periodístico. De hecho, son muchas las marcas que usan Storify como una manera de generar engagement con sus usuarios.

¿Cuál es la utilidad que tiene Storify para marcas? Ahora ahondaremos en las funcionalidades principales, pero fundamentalmente, Storify nos permite ordenar un poco el caos que es un día normal en las redes sociales. Sobre una temática en particular, muchas veces es imposible encontrar lo más relevante que se está diciendo. Storify permite hacer un trabajo de curaduría para seleccionar y organizar este contenido, y presentarlo como una historia. Claramente, Storify se construye sobre el esqueleto de Twitter. ¿Cuáles son, entonces, las bondades de Storify para marcas?

Qué podemos hacer

En sí, Storify Business ofrece cinco pilares que no se encuentran en la cuenta gratuita. Por supuesto, dependerá de las necesidades que tengamos del servicio, y la habitualidad con la que lo usemos. Si todavía no hemos probado cómo funciona, es dudoso que queramos pagar el monto que sale por mes o comprometernos con un contrato anual. Entonces, los puntos a destacar de Storify para marcas son:

  • Historias privadas: algo que no podemos hacer como usuarios particulares es crear historias privadas. Con Storify para marcas, vamos a poder hacer justamente esto, crear historias privadas que no queremos compartir por el momento con el público en general, que solamente son visibles a través de un link especial y cifrado. Para Storify, esta es una excelente oportunidad para generar reportes, comunicaciones internas empresariales, y otras ventajas corporativas.

  • Embeds personalizados: otra de las funcionalidades que solamente podremos aprovechar siendo usuarios Business es la de los embebeos personalizados, donde podremos agregar el diseño que nosotros deseamos a la historia. Así, por ejemplo, en lugar de respetar la estética de la plataforma podemos hacer que los colores combinen con nuestro blog o página web, entre otras cosas. Si bien no cambia la vida de nadie, es un interesante detalle que demuestra que la herramienta se está profesionalizando.

  • Compatibilidad SEO: esto es fundamental para las marcas, que buscan posicionarse como informantes por excelencia. Con una cuenta normal, no vamos a tener mucha suerte en buscadores a menos que nuestro contenido se haya vuelto viral. Sin embargo, con Storify para marcas podemos tener compatibilidad SEO en nuestras historias embebidas, lo que hará que estas secciones sean visibles para los buscadores y que tengamos más chances de aumentar nuestra cantidad de visitas de manera orgánica.

  • Publicidad: con una cuenta Business, vamos a estar liberados de las publicidades.

  • Soporte: no podía ser de otra manera. Con una cuenta de Storify para marcas, tenemos un soporte personalizado que nos permite tener prioridad a la hora de resolver problemas que estemos teniendo con la plataforma.

Por otro lado, recordemos que también se ofrece un paquete, más caro, llamado VIP, que permite actualizaciones en tiempo real, CSS personalizado, y acceso ilimitado a la API para poder hacer más cosas con el servicio. Esto es más caro que el plan normal de Storify Business, que en estos momentos está a 59 dólares al mes si contratamos el servicio por un año, y a 79 dólares si optamos hacerlo de forma mensual. Este es solamente el precio introductorio, pronto se elevará a aproximadamente 99 dólares para tener una cuenta para marcas.

Cómo aprovecharlo

Ahora que ya hemos repasado las funcionalidades principales que tiene Storify para marcas, vamos a ver de qué manera podemos aprovecharlas. Recordamos nuevamente, como siempre que hablamos de estrategia de Social Media y derivados, que realmente dependerá de las necesidades de cada una de las cuentas que estemos manejando. La primera decisión, por ende, estará en si abrir o no una cuenta en Storify. El primer paso en este camino es decidir si tenemos historias para contar; si no las tenemos, porque nuestra marca no lo amerita, entonces estaremos comprometiéndonos al mantenimiento de otro servicio en vano.

  • Compartir la herramienta de forma interna: una de las bondades que tiene Storify para marcas es que nos permite establecer cuáles son nuestras historias públicas, y cuáles son las privadas. Por ende Storify también puede ser usado como una forma interna de manejar la presencia en Twitter, por ejemplo. Podemos armar un timeline personalizado a la hora de hacer presentaciones en la empresa, y los usos no terminan allí nada más. La posibilidad de tener historias privadas debe ser aprovechada si decidimos contratar Storify para marcas.

  • Diseñar tus propias historias: otra de las funcionalidades que incorpora Storify para marcas es la posibilidad de customizar nuestras historias embebidas. Esto, creo, debería ser aprovechado al máximo por las marcas que ahora tienen la oportunidad de brandear sus intervenciones. Desde colores hasta diseños más avanzados, esta es una oportunidad que no debería perderse.

  • Establecer una regularidad: esto es válido también para cualquier otro servicio que decidamos inaugurar, que esté relacionado con una marca. Si vamos a comenzar a usarlo, tiene que usarse con una cierta regularidad. Podemos hacerlo aunque sea una vez por mes, pero debería estar establecido de antemano para no olvidarlo, y siempre dejando lugar para las eventualidades.

  • Pensar una estrategia de uso: relacionado con el punto anterior, antes de lanzarnos de lleno con Storify para marcas debemos pensar una estrategia de uso para que nuestras historias en el futuro muestren una coherencia.

  • Incorporar historias a la web corporativa: también dentro de las capacidades brindadas por Storify para marcas, podemos crear historias personalizadas con nuestro propio diseño. Por ende, tenemos una oportunidad aquí para poder inaugurar un espacio especial en nuestra web corporativa, por ejemplo.